Crítica de ’Venganza a golpes’: Entre mamporros y poderes ancestrales

Las críticas de David Pérez «Davicine»:
Venganza a golpes

Una venganza se convierte en una misión para salvar al mundo de una amenaza ancestral cuando Kai, el asesino con superpoderes, persigue a una criminal hasta Bangkok. Roel Reiné dirige Venganza a golpes, una película de acción sobrenatural con Iko Uwais (Redada asesina), Lewis Tan (Mortal Kombat) y Lawrence Kao (Max Steel). Completan el reparto Pearl Thusi, Francesca Ploypailin Corney, Jason Tobin, Yayaying Rhatha Phongam, Simon Kook y JuJu Chan Szeto. La película se estrena en Netflix el 17 de febrero de 2022.

¿Una continuación necesaria?

Quienes lleguen hasta Venganza a golpes tendrán claro lo que van a encontrarse por su título, que no se anda con rodeos e indica más explícitamente que la sinopsis lo que vamos a ver. Pero antes hay que tener en cuenta que la película continúa la historia que se presentó en la serie Wu Assassins, estrenada en agosto de 2019 en Netflix.

El ritmo de renovaciones y cancelaciones, por no decir de estrenos, en la plataforma, hace que sea difícil seguir la pista a muchas de sus series, y a pesar de la originalidad de Wu Assassins mezclando artes marciales con fantasía, la verdad es que pasó sin pena ni gloria por Netflix. Pasó el tiempo y nos habíamos olvidado de ella, dado que ni la historia era tan épica como prometían, ni sus efectos especiales eran lo suficientemente buenos como para que nos acordáramos de ellos.

Y ahora, casi por sorpresa, llega esta película a modo de secuela que no la venden como tal, y muchos espectadores verán sin saber siquiera que su historia continúa lo visto (quienes lo vieran) en la serie. Obviamente parece que quieren esconder esa continuidad, pues ni el título hace referencia a la serie, y aunque conocer los personajes y sus relaciones pueda ser bueno, afortunadamente no es necesario haber visto la serie para ver esta continuación. Con saber lo justo es más que suficiente para dejarnos llevar por esta espiral de golpes y violencia aderezada con magia que no requiere de mucha concentración para seguir su narrativa.

Artes marciales y poderes ancestrales

Aunque no haga falta haber visto la serie, no está de más saber que Wu Assassins narra la historia de Kai Jin, un joven chef de Chinatown en el San Francisco contemporáneo que se ve involucrado con la tríada china y su búsqueda de unos mortíferos y ancestrales poderes conocidos como el «Wu Xing». Tras un encuentro con un espíritu místico, Kai se convierte a regañadientes en el Asesino del Wu, y usará sus nuevas e increíbles habilidades de combate para arrebatarles los poderes sobrenaturales a cinco criminales que amenazan con destruir el mundo.

Ahora, en Venganza a golpes, el asesino con superpoderes Kai y sus amigos Lu Xin y Tommy persiguen a una criminal desde la Chinatown de San Francisco hasta Tailandia para vengar la muerte de un ser querido. Pero pronto su persecución los acaba enfrentando a viejos enemigos, un multimillonario misterioso y una fuerza mística ancestral decidida a apoderarse del mundo.

Como sucediera en la serie, la historia no es precisamente su punto fuerte, y es que los guionistas se han esforzado tan poco en la trama como en los diálogos. Cada escena y cada frase está pensada para tan sólo servir de hilo conductor a las escenas de acción que son, básicamente, el motivo para ver la película, y gracias a los ancestrales poderes dura tan sólo hora y media.

Escribiendo guiones con los puños

Teniendo claro que no va a ganar ningún premio al mejor guion, agradecemos que con su escasa duración se acorten las escenas de diálogos, centrándose más en las peleas, y aquí es donde han mejorado algo con respecto a la serie. Sin intentar excederse en la demostración de poderes ancestrales y la magia, los efectos especiales no son excesivos pero acompañan la acción de sobra. No estamos ante Mortal Kombat, pero los escasos momentos donde se requiere de CGI son tan pocos y minimalistas, que no desentonan.

Iko Uwais y Lewis Tan ya no tienen nada que demostrar, siendo actores de artes marciales reconocidos y capaces de levantar cualquier escena de acción tan sólo con su mera presencia y sus coreografías marciales. Pero, por algún motivo, en vez de recrearse en largas escenas de combate cuerpo a cuerpo, de las que salen siempre bien parados ambos, el director opta por la nueva tendencia occidental de realizar demasiados cortes en estas escenas. Al menos hay que agradecer una de las peleas finales en plano secuencia con coreografías y música al más puro estilo de un videojuego, así como la originalidad de la acrobática pelea final.

Trasladar la acción de San Francisco a Tailandia permite tener unos decorados más orientales, obviamente, y la ambientación está bastante bien conseguida, aunque la fotografía deja mucho que desear por el uso de un permanente filtro de tono amarillo que no hace más que molestar y oscurecer cada escena como si siempre estuvieran bajo una permanente niebla. Aún con todo, se han molestado en exhibir algunos bellos planos del país que, sin llegar al nivel de otras producciones que parecen pensadas para vender al turismo las magníficas ciudades que tienen, sí que apetece ver de primera plano el contraste de lo ancestral con la modernidad.

Sorprende la ausencia de ritmos orientales en una película rodada en Tailandia, con música occidental y muchos temas conocidos por todos, claramente para buscar el espectador occidental menos acostumbrado a ver cine asiático, pero aún así la selección de temas acompaña la acción y ameniza bastante el ritmo frenético de la película (como el rimo de los créditos, que pocas veces he visto créditos tan cortos y tan rápidos).

Los fans de las artes marciales no encontramos en Venganza a golpes una película con la que deleitarnos, pero al menos es una buena opción para una tarde de fin de semana en la que solo queramos distraernos con una buena dosis de patadas y palomitas. Recomendable si no encontramos nada mejor en la plataforma, y esperamos que al menos sigan apostando por este cine, dado que por probabilidad alguna saldrá bien parada.


¿Qué te ha parecido la película?

Venganza a golpes

4

Puntuación

4.0/10

David Pérez "Davicine"

Informático de profesión, cinéfilo de afición. Bloguero, tuitero y todo lo que me permita comunicarme. En mis ratos libres escribo en esta web, y me dejo ver en RTVCyL. Twitter e IG: @davicine79.

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
A %d blogueros les gusta esto: