63 SEMINCI. Sección Oficial (Cortometrajes). Crítica de ‘Bloeistraat’: Autodescubrimiento animado del cuerpo

Las críticas de José F. Pérez Pertejo en la 63 SEMINCI: 
Bloeistraat
 

En diez minutos la directora holandesa Nienke Deutz utiliza una combinación de técnicas de animación y filmación de la maqueta de una casa para mostrarnos el tránsito de la infancia a la adolescencia de dos amigas, hermanas de sangre, que pasan de compartir juegos, gamberradas, bailes y competiciones infantiles a recelar la una de la otra ante la devastadora adolescencia que ha llegado para transformar unos cuerpos que habrán de ir descubriendo a base de autoexplorarse.

La irrupción de un elemento masculino a través de un personaje que presumiblemente es el hermano de una de ellas será el detonante para que se marque una distancia entre las dos amigas que acaso será definitiva. Bloeistraat se constituye como un relato iniciático un poco sórdido que ha sido recientemente premiado en el prestigioso Festival de Animación de Annecy.  

Sin grandes alardes visuales ni una concepción estética particularmente vistosa, no conecto demasiado con un cortometraje más de los cientos que se hacen al año con mejores o peores resultados. Se deja ver y se olvidará con facilidad.

5

Puntuación

5.0/10

También te puede interesar

Un comentario sobre “63 SEMINCI. Sección Oficial (Cortometrajes). Crítica de ‘Bloeistraat’: Autodescubrimiento animado del cuerpo

  • el 22 octubre, 2018 a las 22:45
    Permalink

    Tiene pinta que Pixar puede dormir tranquila…

    Respuesta

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.