SITGES 2021. Crónica. In The Earth, Dead & Beautiful y The Amusement Park.

Cobertura realizada por Daniel Farriol:
54 Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya – SITGES 2021

No es cine todo lo que reluce se ha desplazado hasta el 54 Festival de Sitges 2021. Cada día compartimos con todos vosotros cuáles son nuestras primeras impresiones sobre todas las películas que hemos tenido la oportunidad de ver durante estos diez días dedicados al terror y la ciencia-ficción en el lugar más emblemático para hacerlo y con el incomparable ambiente de entusiasmo por el género que se vive en la ciudad de Sitges. Hoy os hablamos de las películas: In The Earth, Dead & Beautiful y The Amusement Park.


In the Earth

IN THE EARTH

Dirigida por: Ben Wheatley
Intérpretes: Joel Fry, Hayley Squires, Reece Shearsmith
País: Reino Unido
Oficial Fantàstic Competición

Sinopsis: En plena pandemia, el doctor Martin Lowery y la guardabosques Alma se adentran en un bosque en una misión científica. Sin embargo, el virus será el menor de sus problemas, sobre todo cuando se den cuenta que en el paisaje frondoso suceden cosas de lo más extrañas, entre la realidad y la leyenda.

Nuestra opinión: El cine de Ben Wheatley siempre es diferente y busca explorar caminos alternativos al cine de género tradicional, aunque tengo que reconocer que me suele costar mucho conectar plenamente con todas sus propuestas. No es distinto en el caso de In The Earth, filme de eco-terror con elementos de survival que posee mucha simbología y misticismo intrínsecos a sus imágenes, pero donde el guion no está a la altura de ese envoltorio visual y sonoro que en su conjunto conforma un halo atmosférico absorbente y muy inquietante.

La experiencia sensorial se trunca hacia la mitad ya que, poco a poco, acabamos perdiendo el interés en una trama que ni avanza ni tiene intención de explicar demasiado algunos de los misterios que plantea por el camino. El vínculo del hombre y la naturaleza queda mucho más patente en otra película de eco-terror que hemos visto en Sitges y nos ha gustado mucho más como es Gaia. Es evidente la pericia tras las cámaras de Wheatley como generador de sensaciones, pero tal vez debería dejarse asesorar por guionistas que fueran capaces de entrelazar su universo onírico con argumentos más terrenales. Algunos han querido ver en la película una analogía con los tiempos pandémicos actuales. No sé si esa era la intención del director, aunque parece claro que la historia ha notado la influencia de los cambios que hemos sufrido en nuestras vidas. Recomendable casi en exclusiva para fans del cine del director.

 

Dead and Beautiful

DEAD & BEAUTIFUL

Dirigida por: David Verbeek
Intérpretes: Aviis Zhong, Gijs Blom, Yen Tsao
País: Países Bajos-Taiwán
Noves Visions

Sinopsis: Para Lulu y sus amigos, el mundo está a sus pies. Jóvenes, guapos y extremadamente ricos, pueden conseguir cualquier cosa, hacer cualquier cosa; pero el grupo de amigos corre el riesgo de ser víctimas de un experimento sobre el comportamiento que se les está yendo de las manos.

Nuestra opinión: Una de las mayores decepciones del Festival ha sido Dead & Beautiful de David Verbeek. Esta historia de vampiros pijos es deudora tanto del macarronismo ochentero de Jóvenes ocultos (Joel Schumacher, 1987) como del romanticismo existencial de Solo los amantes sobreviven (Jim Jarmusch, 2013), pero por desgracia acaba siendo más un reflejo de la superficialidad instagramer de Mujeres y hombres y viceversa. Y es una pena porque el acabado técnico y el aspecto visual del filme son de un esteticismo preciosista más que destacable.

Al final solo nos queda eso, una bonita fotografía de Jasper Wolf sacando guapas y guapos al estúpido grupo de ricachones protagonistas durante sus noches de desenfreno que les sirven para combatir el aburrimiento. Tengo la sensación de que el propio director David Verbeek tiene la misma empanada mental que sus personajes, porque si no que alguien me explique ese plano final que parece sacado de una peli de Serie B después de la turra que nos ha metido durante 98 minutos utilizando el género solo como adorno para un aburrido drama vital de niñatos insoportables. Si toda la película hubiera sido como ese plano, tomándose un poquito menos en serio así misma, tal vez, el resultado hubiera sido otro.

 

The Amusement Park

THE AMUSEMENT PARK

Dirigida por: George A. Romero
Intérpretes: Lincoln Maazel, Harry Albacker, Phyllis Casterwiler
País: Estados Unidos
Seven Chances

Sinopsis: Un anciano visita un parque de atracciones y pronto se ve envuelto en una pesadilla que parece no tener fin.

Nuestra opinión: Los Festivales de Cine suelen ser el lugar idóneo para ver las novedades de la nueva temporada cinéfila, pero también suele haber secciones paralelas que nos permiten descubrir clásicos en pantalla grande o rarezas casi olvidada. Es el caso de The Amusement Park, filme producido en 1973 y dirigido por el maestro del terror George A. Romero, que casi nadie había podido ver hasta ahora al creerse perdido. En realidad más que una película es un trabajo institucional, ya que se realizó por encargo de una asociación luterana para promocionar entre los jóvenes la acción del voluntariado para ayudar a la gente mayor. No sé de quién sería la genial ideal de contratar a Romero para una tarea así, pero imagino las caras de asombro que pondrían los miembros de la congregación religiosa cuando vieran el filme acabado y que ahora nos llega restaurado en 4K.

Romero nos plantea un alegato sin concesiones sobre el maltrato de la sociedad hacia la población de la tercera edad. La idea nos muestra a un anciano que decide pasar el día en un parque de atracciones, pero la diversión se tornará en pesadilla cuando una sucesión de eventos le harán sufrir en sus carnes el desprecio, ninguneo o señalamiento por parte de otros miembros de la sociedad. El filme es un trabajo modesto que consigue su objetivo al crear un clima claustrofóbico alrededor de la figura de ese hombre en su descenso a los infiernos de la desesperación y del sentimiento de soledad. Hay hallazgos interesantes en cuanto a la estructura o escenas que parecen descartes de su emblemática La noche de los muertos vivientes (1968), todo ello junto a un cuidado trabajo con el sonido que convierte los ruidos de la feria en una auténtica pesadilla sonora absolutamente desestabilizadora para el espectador. El visionado de este filme-educacional se convierte en una curiosa revisión del cine de su autor, así como de algunas de sus obsesiones.

 


54 Festival de Sitges
Sitges 2021 - Poster

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: El contenido está protegido.
A %d blogueros les gusta esto: