Crítica de ‘El tiempo que te doy’: Fragmentos de un amor roto

Las críticas de Daniel Farriol:
El tiempo que te doy

El tiempo que te doy es una serie dramática española creada y guionizada por Nadia de Santiago, Inés Pintor Sierra y Pablo Santidrián, siendo estos dos últimos los directores de los diez episodios. La historia explica la superación de la ruptura sentimental de una pareja. Lina está empezando de nuevo, se muda de casa, busca un nuevo trabajo y prueba nuevas experiencias. Sin embargo, le cuesta olvidar a Nico, aunque intenta cada día pasar menos tiempo pensando en él para poder avanzar con su vida. Está protagonizada por Nadia de Santiago (Ali, Las chicas del cable), Álvaro Cervantes (Loco por ella, Adú), Cala Zavaleta, Nico Romero, Carla Linares, Moussa Echarif, Prince Ezeayim, David Castillo y Julián Villagrán. La serie se ha estrenado en Netflix el día 29 de Octubre de 2021.

Estructura novedosa e influencias del cine independiente

El tiempo que te doy es la crónica de una pareja desde que se conocen hasta que intentan olvidarse. Lo más original de la propuesta es la inmediatez de sus capítulos que tienen una duración escasa de 11 minutos (más 2 de créditos) que dedican un tiempo inversamente proporcional a lo que sucede en la relación en el pasado y en el presente, es decir, si en el primer capítulo se dedican 10 minutos a los recuerdos y tan solo 1 minuto al momento actual, a medida que avanza la decena de episodios se va restando 1 minuto al pasado y dedicando 1 más al presente. Es un formato inteligente y novedoso que queda justificado por la propia historia que se pretende contar y el sentido último de la reflexión que propone sobre la necesidad de olvidar para poder seguir adelante.

Más allá de esa idea conceptual, encontraremos muchos referentes estéticos y argumentales dentro de la historia y de su estilo narrativo. Hay cierto regusto por el cine indie norteamericano y, en especial, el movimiento mumblecore, tanto en la combinación alterna de drama y comedia como en el uso de las canciones como banda sonora de la vida de la pareja. La estructura temporal fragmentada de la trama y la temática sobre el fin del amor también nos traerá a la memoria la clara influencia, salvando las distancias, de Dos en la carretera (Stanley Donen, 1967), Blue Valentine (Derek Cianfrance, 2010) o Historias de un matrimonio (Noah Baumbach, 2019). De hecho, estos dos últimos directores podrían asociarse de una manera directa con el subgénero mumblecore antes citado.

 

Una pareja de carne y hueso

El tiempo que te doy se beneficia de la enorme química que demuestran en pantalla los dos estupendos protagonistas, Nadia de Santiago y Álvaro Cervantes, algo que era indispensable para hacer creíble esta historia. La actriz es, a su vez, co-creadora y co-guionista de la serie junto a Inés Pintor Sierra y Pablo Santidrián, con los que ya había colaborado en sus cortos La guerra fría (2013) y Un cuento del revés (2014), trabajos en los que ya se adelantaban algunos temas de la serie como afrontar la soledad tras una ruptura o una pérdida. De Santiago se desnuda física y emocionalmente en un texto en el que probablemente haya puesto mucho de sí misma, de sus experiencias vitales y sentimientos más íntimos. Lo hace sin caer en la pretenciosidad ni las reflexiones onanistas, todo lo contrario, la serie mantiene a lo largo de sus pequeñas y adictivas píldoras un lenguaje nítido y sencillo con el que los espectadores podrán hacer suyas las vivencias e incertidumbres, reconociéndose durante las distintas etapas emocionales por las que pasa la protagonista.

Cuanto menor espacio hay para el recuerdo, los capítulos adquieren una mayor amargura. El paso del tiempo desdibuja la felicidad que una vez tuvieron y se llena de un dolor pegajoso que hasta provoca enfermedades reales. Aunque la idea funciona bastante bien, en los últimos capítulos se pierde algo de frescura, siendo el desenlace final ligeramente tramposo. Aún así no desmerece en nada la calidad global que tiene este drama romántico en el que se esquiva la edulcoración habitual del género para escoger un camino mucho más trágico y melancólico que convierte a sus personajes en gente de carne y hueso con las que te puedes identificar. El proceso de sanar un corazón herido es un sendero sinuoso que sirve para reencontrarse con uno mismo.

El tiempo que te doy es una agradable sorpresa en la ficción española de la que esperamos no cometan el error de darle continuidad en una segunda temporada donde se perdería el sentido de la estructura narrativa que aquí se propone. ¿Qué mejor final podrían hallar que escuchar la melodía de «Tumbado en mi moqueta azul» de la malagueña Anni B. Sweet?

Listado de episodios de la serie ‘El tiempo que te doy’

La serie española El tiempo que te doy está compuesta por 10 episodios de 13 minutos cada uno (11 de historia y 2 de créditos).

1. 1 minuto de presente y 10 minutos de recuerdo

Tras nueve años de relación, Nico y Lina rompen… lo que hace que Lina rememore la noche en que se conocieron y lo fácil que parecía todo entonces.

2. 2 minutos de presente y 9 minutos de recuerdo

Un amigo que llega para ayudar a Lina a mudarse le cuenta los nuevos proyectos de Nico. Eso le hace recordar cuando sus proyectos guiaban las vidas de ambos.

3. 3 minutos de presente y 8 minutos de recuerdo

Lina trata de pasar página, pero nada en su vida parece encajar y todo le trae recuerdos.

4. 4 minutos de presente y 7 minutos de recuerdo

Lina no puede evitar pensar en momentos esclarecedores, como después del accidente de Nico, cuando quedó claro que él no le había contado la verdad.

5. 5 minutos de presente y 6 minutos de recuerdo

Una salida en busca de piso y una postal que llega demasiado tarde ponen de relieve lo que Lina quería con Nico.

6. 6 minutos de presente y 5 minutos de recuerdo

Lina y Nico tenían un pacto sobre el cumpleaños de ella. Ahora que ya no está con él y lo celebra con sus amigos, Lina ansía que el pacto siga en pie.

7. 7 minutos de presente y 4 minutos de recuerdo

Lina contrae varicela, lo que la aísla todavía más. Entre tanto, recuerda el viaje de vuelta tras el funeral del padre de Nico y la profunda tristeza que él sentía.

8. 8 minutos de presente y 3 minutos de recuerdo

Lina recibe una gran noticia, pero le cuesta estar ilusionada al no tener a nadie con quien compartirla. Luego, rememora una fiesta en la que Nico se disfrazó de viejo.

9. 9 minutos de presente y 2 minutos de recuerdo

Lina se siente renovada durante un viaje a Marruecos, en donde se deja llevar por su corazón y sus instintos al conocer a un atractivo joyero.

10. 10 minutos de presente y 1 minuto de recuerdo

Lina regresa a su pueblo natal para ver a su padre viudo antes de poner rumbo a la India. Una vez de vuelta en Madrid, debe hacer frente a un posible cambio de planes.


¿Qué te ha parecido la serie?

El tiempo que te doy

7.5

Puntuación

7.5/10

Un comentario en «Crítica de ‘El tiempo que te doy’: Fragmentos de un amor roto»

  • el 16 noviembre, 2021 a las 00:19
    Enlace permanente

    No podría estar más de acuerdo. Una serie emotiva y trágica, nada edulcorada, con dos grandes actores. Una segunda temporada podría plantear la historia del presente de él, pero ojalá nos dejen con el tema de Anni para el recuerdo.

    Respuesta

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: El contenido está protegido.
A %d blogueros les gusta esto: