Jackie y Jet dan el éxito a ‘El Reino Prohibido’

Las críticas de Davicine: El Reino Prohibido

El Reino Prohibido busca ofrecer al espectador las cualidades de películas de artes marciales que han pasado a la posteridad, como Tigre y Dragón y La casa de las dagas voladoras, pero añadiendo los ingredientes para abarcar el mercado USA y al público infantil, es decir, grandes estrellas y guión apto para todos los públicos.

Si de Wanted podíamos decir que usaba los ingredientes clásicos de poner a un personaje mediocre, que no sabe que hace con su vida y todo el mundo le usa para sus propios intereses, que por casualidades de la vida acaba convirtiéndose en un héroe de acción, poco tenemos que añadir del protagonista de esta cinta en cuestión, salvo que en vez de tratarse de la época actual y la violencia callejera, nos trasladan a la China legendaria de las leyendas clásicas.

Para poder captar el mercado americano, la película ha sido dirigida por Rob Minkoff, conocido por El Rey León, y que ha sabido buscar perfectamente la mezcla de acción y violencia para que el público adolescente y juvenil disfrute de la película, y el toque de humor y protagonista pardillo para que los niños rían las gracias del mismo. Por si aún faltaran ingredientes, han sabido combinar a la perfección los dos estilos de los actores orientales principales, Jet Li y Jackie Chan, que se unen por primera vez en el cine para ganar definitivamente el mercado de público que ansiaba verles juntos desde hace décadas, pues hasta la fecha muchas películas tenía cada uno en su haber, pero no había suficiente dinero en Hong Kong para juntarles, y han tenido que venir con los dólares para lograrlo…

Como es habitual en este tipo de cine, los paisajes exóticos de la China mitológica medieval sirven perfectamente de escenario para mostrarnos las escenas de acción y persecuciones que transcurren, y gracias a Dios, son muchas, pues la película no se podría sustentar solo de los actores, y las dosis de acción nos permiten entender los motivos por los que hemos pagado la entrada, aunque falta un poco de cordura en el guión para que las frases que se suceden entre peleas no queden irrisorias en una película del año 2008,… frases celebres como: “lo que primero debes aprender es que debes respirar…” que en el cine de los 80 podían tener su punto pero actualmente están desfasadas.

La parte de humor la aporta el propio Jackie, que ha sido quien ha tenido siempre la vena cómica y ha orientado sus películas hacia el humor, bien en clave de peleas como hacía en Hong Kong o bien en clave de actuación como ha hecho en los últimos años en Estados Unidos (véase Hora Punta en todas sus partes como ejemplo), pero para la ocasión no le acompañan de un inútil, bueno, sí si contamos al protagonista, pero su verdadero compañero de aventuras es Jet Li, que siempre se ha caracterizado por hacer películas mas serias en las que su carácter de hombre duro, sus rasgos marcados y su estilo de luchas han dejado su propio sello…y aquí no defrauda, incluso arriesgándose a meterse en el papel del Rey Mono, con un estilo de lucha que roza lo cómico pero nos deleita con sus movimientos y destreza en la pelea cuerpo a cuerpo…

Los amantes de las artes marciales no saldrán defraudados pues habrán conseguido ver lo que han pagado por ver, muchas peleas, coreografías imposibles y movimientos sobrenaturales, teniendo en cuenta que en el cine de Hong Kong es característico poder “volar” en las peleas, y aquí no iban a ser menos… pero defraudan en la faceta de la fotografía de las peleas, pues las cámaras no están en los sitios exactos, la velocidad de la lucha muchas veces no nos permite disfrutar de toda la esencia de las artes más clásicas, pues podemos ver los estilos de la grulla, del mono borracho, del tigre… pero tan poco estructurado y pausado que nos pasan desapercibidos, dando mas importancia a mostrarnos en todo momento la cara de los actores, que para eso se les ha pagado,… en vez de mostrarnos mas lo que mejor hacen, que es repartir…

Los fans del cine de animación disfrutaran viendo personajes fantásticos, con poderes sobrehumanos, con la capacidad de “generar ondas vitales”, con esos pelos clásicos del cine japonés con colores imposibles y vida propia… y con la presencia de un protagonista torpe e inútil pero que está destinado a salvar la Tierra con sus artes marciales, que recuerda mas a Goku que lo que se ha podido ver por ahora de la nueva adaptación.

En general es una película correcta, entretenida, que se te pasa volando pero en la que se espera mas, mas por ser una macroproducción americana que no llega a la sombra de otras cintas de menor presupuesto, como La casa de las dagas voladoras, mas porque los protagonistas orientales pueden ofrecer mucho mas de lo que vemos, que teniendo en cuenta las peleas entre ambos nos compensa ver la película, pero podían darnos mas en una película que se queda escasa de guión y le sobran minutos de humor fácil. Es una película tan tópica como típica, que si hubieran aportado un protagonista americano de mayor credibilidad que Michael Angarano, quizás tendría mas éxito (a pesar de haberlo tenido), pero para ir en grupo con toda la familia, o bien con los amigos para pasar un rato entretenido… es la mejor opción de lo que actualmente nos ofrece la cartelera.

También te puede interesar

David Pérez

Informático de profesión, cinéfilo de afición. Bloguero, tuitero y todo lo que me permita comunicarme. En mis ratos libres escribo en esta web, y me dejo ver en RTVCyL. Twitter e IG: @davicine79.

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.