sábado, febrero 24, 2024

Crítica de ‘En nombre de la tierra’: Moderno retrato al óleo

Las críticas de Laura Zurita:
En nombre de la tierra

La película En nombre de la tierra cuenta la historia de una campesina, Jagna, obligada a casarse con un granjero rico y mucho mayor, Boryna, a pesar de que ella está enamorada de su hijo, Antek. Con el tiempo, Jagna se convierte en objeto de envidia y odio de los aldeanos, y tiene que luchar para preservar su independencia. Ambientada en la campiña polaca en la cúspide de los siglos XIX y XX, los giros dramáticos de la historia se relacionan con los cambios de estación, el trabajo duro en el campo y las fiestas tradicionales locales.

En nombre de la tierra está dirigida por DK y Hugh Welchman, e interpretada por Kamila Urzędowska, Robert Gulaczyk, Mirosław Baka, Sonia Mietielica, Ewa Kasprzyk, Cezary Łukaszewicz, Małgorzata Kożuchowska, Sonia Bohosiewicz, Dorota Stalińska, Andrzej Konopka, Marcin Rusin y Maciej Musiał. La película se estrena en las salas españolas el 1 de diciembre de 2023 de la mano de Karma Films.

Crítica de ‘En nombre de la tierra’: Moderno retrato al óleo

Llena de belleza y poesía

En nombre de la tierra es una adaptación de la novela «Los campesinos» de Władysław Reymont, ganadora del Premio Nobel. La película se produjo utilizando la técnica de animación pintada a lo largo de cinco años, en un proyecto parecido al gran éxito de los Welchman, Loving Vincent (2017). Inicialmente se rodó con los actores y, a continuación, más de cien artistas pintaron cuadros al óleo basados en las tomas, que se convirtieron en fotogramas de la película. A continuación, los animadores trabajaron para complementar las pinturas y dar fluidez a toda la película. El resultado es impresionante, haciendo que la acción real tome un cierto aire de irrealidad, casi onírico, haciendo que los personajes se conviertan en algo entre el tótem y la obra de arte, casi arquetipos vivos de la mente subconsciente.

El hecho de introducir la animación entre los fotogramas reales proporciona a la película una gran libertad para hacer transiciones imaginativas, elección de fondos y decorados. De hecho, hay mucha diferencia entre el nivel de realismo de los encuadres, desde algunos que cuidan primorosamente los detalles y las texturas, dando una imagen mejorada del mundo real, a otros que tienen una cualidad casi abstracta, dibujando elementos con apenas unos trazos o manchas de colores, reforzando el valor simbólico de la imagen que estamos viendo.

«Los campesinos» se considera una obra cumbre en su contexto por su forma de describir al ambiente campesino en Polonia al inicio del siglo XX. Varias de las mejores escenas de la película muestran tradiciones y escenas populares, canciones, bailes o unas ceremonias nupciales, que por cierto tienen un cierto nivel de violencia. Los detalles son importantes, y están recogidos con discreción, como el hecho de que el cantinero tenga el inconfundible aspecto de un judío en la Europa rural.

En nombre de la tierra

Mensaje moderno y relevante

En nombre de la tierra, al igual que la novela de Reymont, está dividida en cuatro partes que corresponden a cada una de las cuatro estaciones. Se desarrolla a principios del siglo XX, a lo largo de un año, en el pueblo de Lipce, Polonia. Al principio de la película, la hermosa Janka está enamorada de un joven, pero su familia la quiere casar con un buen partido. Un punto de partida visto muchas veces, no pocas veces en telenovelas varias, pero que se desarrolla de manera dramática, sin tópicos románticos ni soluciones fáciles.

El amor de Janka está ya casado, y en la sociedad en la que viven no puede sencillamente divorciarse y rehacer su vida. Janka, a pesar de ser fuerte, vive en una sociedad rígida y muy tradicional, que no le permite volar, y no se han dado soluciones anacrónicas a su problema, lo que es muy de agradecer. La sociedad campesina aplasta a las personas, las asfixia y condiciona, dando lugar a un final muy alejado a los tradicionales en este tipo de historia. Por otra parte, mientras hay lugar para la generosidad y la ternura en ciertos personajes, también se revelan las partes más oscuras del ser humano. En nombre de la moral, levemente disfrazados, la codicia y la envidia están en la raíz de muchas decisiones de la gente llamada de bien. En eso, también, la novela y la película tienen un mensaje relevante y actual.

En nombre de la tierra se realiza usando una técnica laboriosa y exigente, que da unos resultados de gran belleza y muchas posibilidades expresivas y poéticas. Su retrato de Polonia de principios de siglo es relevante y moderno, con un estudio despiadado de la naturaleza humana.


¿Qué te ha parecido la película En nombre de la tierra?

En nombre de la tierra

7.5

Puntuación

7.5/10

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

9,670FansMe gusta
2,070SeguidoresSeguir
500SeguidoresSeguir
23,108SeguidoresSeguir
5,210SuscriptoresSuscribirte
- Publicidad-

ÚLTIMAS PUBLICACIONES

Crítica de ‘Guardianes del museo‘: Una película de gatos con mucho arte en su interior

Las críticas de Ignacio Mittenhoff: Guardianes del museo En el museo Hermitage hay un escuadrón de felinos que protegen las obras de los roedores desde hace...