‘[REC]³: Génesis’: El regreso al origen de los zombis

Las críticas de Óscar M.: [REC]³: Génesis

El origen del subgénero zombi del género terror fue originalmente la crítica a la sociedad alienada. Una sociedad que acude en masas a realizar las mismas actividades y mantiene los mismos comportamientos de forma sistemática y mecánica. La noche de los muertos vivientes es el mejor ejemplo de esta crítica a la sociedad y [REC]³: Génesis retoma esta idea y le da una frescura propia del año 2012.
La brillante idea de trasladar una plaga zombi a una boda es la excusa perfecta para poner de manifiesto lo absurdo del género humano y los clichés que todos repetimos en este tipo de celebraciones y, por extensión, en el resto de nuestra vida; usando una frase de la película, [REC]³: Génesis es “cinema verité”.

La saga iniciada con [REC] necesitaba un golpe de aire fresco que volviera a llevar al público a las salas (las dos primeras partes son muy válidas, pero, aunque la primera parte destacaba por su originalidad, la segunda se dejaba arrastrar un poco por el éxito cosechado e introducía pocas novedades) y esta tercera parte cambia el estilo precedente para acercarlo más a la comedia.
La película parodia este tipo de celebraciones familiares y utiliza como excusa la boda para ridiculizar aspectos de la sociedad española, ofreciendo momentos hilarantes y cómicos que harán las delicias de los asistentes con geniales golpes de efecto muy sutiles.
Pero Paco Plaza no olvida el género en el que se enmarca la película y, por ello, hace continuas referencias a otra de las sagas de zombis más exitosas en la taquilla: Resident Evil, convirtiendo a Leticia Dolera en una asesina de muertos vivientes sierra mecánica en mano (que hace referencia a Ash, el protagonista de la saga Posesión Infernal, otra saga muy relacionada con la temática de la película) con un estilo cercano al manga.
Visualmente mantiene el mismo estilo “cámara en mano” de las anteriores dos películas durante el maravilloso prólogo, donde se presentan a los personajes y se introduce al espectador en la trama, para romper “literalmente” con este método de filmación y pasar directamente al rodaje más convencional.
Realmente, tanto el estilo visual como el argumento de las películas precedentes merecían un giro radical para devolver el interés del público por la finalización de la historia, aportando, de esta manera, frescura y motivación para acudir a ver [REC]4: Apocalipsis el próximo año.
Así, no abusa del argumento ni lo explota, y, aunque hay referencias a [REC][REC]², son sólo circunstanciales y no cae en el tópico de repetir la historia con diferentes personajes o en otro lugar (algo que sí le ocurrió a la versión americana, Quarantine, cuya segunda parte se editó directamente en formato doméstico).
[REC]³: Génesis tiene identidad propia y en el futuro se la considerará una joya dentro de la saga por su originalidad y su estilo cómico. Y, aunque tanto la temática como la situación en la que se sitúa la acción son bastante limitadas (de ahí la corta duración de la película), es valorable que no hayan caído en la reiteración o el alargamiento innecesario de escenas, lo cual provoca que el espectador esté continuamente con la sensación de que todos los personajes van a morir rápido.
Este aspecto (heredado de las películas precedentes) es un punto a favor tanto de Paco Plaza como de Jaume Balagueró y sus esfuerzos por conseguir que
la plaga zombi sea “realista” y, aún así, mantenga el punto de género de terror necesario. Y, para ello, mantienen una constante en todas las películas: que una persona con sobrepeso se abalance sobre otro personaje con intención de morderle. Puro terror realista.
Aunque Leticia Dolera y Diego Martín llevan el peso del argumento (y aunque hacia la parte final los personajes caigan un poco en el tópico romántico), los secundarios y extras que pueblan la película destacan por sus exquisitas interpretaciones alejadas de la sobreactuación (en especial el actor Emilio Mencheta).
Mención aparte merecen la música elegida (paródica, tópica y absurda, como el trasfondo de la propia película) y los efectos especiales (asombrosos e imprescindibles en el desarrollo de la trama, sobre todo en la infección y en el tramo final).
Todo ésto consigue que [REC]³: Génesis sea una desternillante comedia trágica enmarcada dentro de un apocalipsis zombi. Imprescindible para entender el origen y la evolución del género.

También te puede interesar

Deja un comentario