martes, febrero 20, 2024

Crítica de ‘Wish: el poder de los deseos’: 100 años de Disney

Las críticas de Laura Zurita:
Wish: el poder de los deseos

Asha y una pequeña bola de energía ilimitada llamada Star demuestran que cuando la voluntad de un ser humano valiente se conecta con la magia de las estrellas, pueden suceder cosas maravillosas.

Wish: El poder de los deseos está dirigida por Chris Buck y  Fawn Veerasunthorn. Es una película de animación que en la versión original los personajes cuentan con las voces de Ariana DeBose, Chris Pine, Alan Tudyk, Angelique Cabral, Victor Garber, Natasha Rothwell, Jennifer Kumiyama y Harvey Guillén. La película se estrena el 24 de noviembre de 2023 en España de la mano de Walt Disney Pictures.

Wish: el poder de los deseos

Homenaje y modernidad

Wish: El poder de los deseos llega en el año en el que Disney cumple 100 años. Es una película que quiere funcionar tanto como película en sí misma como homenaje a las grandes películas del estudio.

El homenaje está servido. Wish: El poder de los deseos tiene todos los elementos típicos de Disney: una heroína (que no una princesa), un villano, elementos mágicos y animales que hablan, todo con un ligero toque de ironía. Al tiempo que se juega con la nostalgia, se actualiza la historia con una protagonista empoderada, peinada a la última moda, y una moraleja con una buena dosis de realismo.

Hay otros guiños diversos, discretamente sembrados a lo largo de la película. La protagonista tiene siete amigos, una de los cuales recuerda mucho a una cierta princesa Disney. Los animales en el bosque parecen a punto de saludar a Bambi. El villano puede parecer el príncipe azul de toda la vida en su edad madura, con esa sonrisa deslumbrante y un encanto arrollador, y princesas diversas podrían bailar en sus salones.

Por lo demás, Wish: El poder de los deseos es una obra con entidad propia. La premisa es fascinante, con un rey cautivado por el poder de los deseos de cada persona, y la dualidad entre la protección y el control. Los personajes son muy Disney, dulces y simpáticos, al menos casi todos. Asha es la protagonista, no es una princesa ni controla la magia, y sus armas para luchar son su iniciativa, su coraje y sus amigos. Star, la estrella, es maravillosa, una nueva Campanilla, tremendamente expresiva sin necesidad de decir una palabra. Como oponente, Magnífico es un malo tan sugestivo y fotogénico como Maléfica y Cruella de Vil. Chris Pine, por cierto, hace un doblaje maravilloso, componiendo un personaje lleno de encanto pero con un cierto tono de misterio escondido entre miel a raudales y las sonrisas de vendedor. Nada demasiado nuevo ni original, pero funciona.

El final es un tanto blando y meloso, como es muy típico de los estudios. Supongo que se considera adecuado para una película familiar que la película deje al público con buen sabor de boca, y la predictibilidad es parte del género.

Wish: El poder de los deseos

Estupenda banda sonora

La estética de la película tiene también su propia personalidad. En una época en la que la animación se acerca tanto al hiperrealismo, el dibujo de Wish: El poder de los deseos tiene un cierto toque de ingenuidad, con sus formas clásicas, sus rostros idealizados y sus colores de acuarela. Al tiempo, se usan los avances técnicos, como puede verse en el movimiento de los cabellos o los ropajes, porque no se puede ignorar que las nuevas generaciones han visto películas técnicamente más sofisticadas que las anteriores, y tienen un cierto nivel de expectativas. De la misma forma, el final está claramente influido por las películas que los niños pueden haber visto, por ejemplo las películas de superhéroes, que terminan siempre en un más difícil todavía y es notable un cierto nivel de violencia que otras películas de Disney no tenían.

La banda sonora es una delicia. Canciones de calidad, pegadizas, bien interpretadas y con estupendos arreglos, y un estilo contemporáneo. Y hay que reconocer que algunas de las mejores canciones son del villano, un villano encantador, inteligente y peligrosamente sugestivo.

Wish: El poder de los deseos se mueve entre la nostalgia y la modernidad. Es un sentido homenaje a los primeros 100 años del estudio Disney, pero también una película con entidad propia, que los niños amarán, y los padres encontrarán reconocible y confortante.


¿Qué te ha parecido la película Wish: El poder de los deseos?

Wish: el poder de los deseos

7

Puntuación

7.0/10

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

9,670FansMe gusta
2,070SeguidoresSeguir
500SeguidoresSeguir
23,108SeguidoresSeguir
5,210SuscriptoresSuscribirte
- Publicidad-

ÚLTIMAS PUBLICACIONES

Operación Triunfo volverá con una nueva edición en Prime Video

Las plataformas no son solo el refugio de espectadores con ganas de ver películas y series, sino que cada vez más albergan contenido de...