domingo, julio 21, 2024

AWFF 2022. Crítica de ‘Ascension‘: Documental crítico e irónico libre de narraciones

Las críticas de David Pérez en Another Way Film Festival 2022::

Ascension

El festival de cine sobre progreso sostenible Another Way Film Festival se celebra en la ciudad de Madrid de forma presencial, y en España en formato online, del 5 al 11 de octubre de 2022. El festival busca escépticos; mentes inquietas que no se conformen con un solo punto de vista, que busquen la verdad con persistencia aunque a veces tengan que cambiar de opinión para alcanzarla. Dentro de la programación del festival se proyecta Ascension (Jessica Kingdon, 2021).

Este documental retrata el capitalismo en China en todos los niveles de su funcionamiento, desde la mina más cruda hasta las formas de ocio más enrarecidas. La película está estructurada en tres partes, ascendiendo a través de los niveles de la estructura capitalista: trabajadores que dirigen la producción industrial, la clase media que entrena y vende a los consumidores y las élites que se deleitan en un nuevo nivel de disfrute hedonista. Al subir los peldaños de la escala social China, vemos cómo cada nivel apoya y hace posible el siguiente, mientras reconocemos que el sueño chino contemporáneo sigue siendo una fantasía elusiva para la mayoría.

Observando la sociedad china

Es más que habitual que muchos documentales intenten abarcar más de lo que pueden presentar al espectador, pero es sorprendente cómo Ascension logra en sus 98 minutos realizar una imagen del país asiático con una mirada precisa e impactante de la evolución de una cultura cada vez más orientada al consumidor y al materialismo.

Más allá incluso de lo que vemos, la pregunta que nos surge es cómo la directora Jessica Kingdon logró acceder a todos los rincones que es capaz de rodar, en los que vemos a la gente de forma natural, sin aparentar timidez frente a las cámaras ni en lo que hacen ni en lo que dicen, desde influencers tras las cámaras a entrenamientos de guardaespaldas, pasando por estudiantes castigados o instructores excesivamente duros, como si la cámara hubiera estado oculta a los ojos de quienes salen, pero claramente siendo muy conscientes de la grabación por el gran nivel de fotografía que se ha realizado.

Un montaje digno de mención

Si bien es cierto que Ascension está rodada con una gran calidad, con planos increíbles en cada una de las situaciones a las que nos lleva, aún más meritorio es el montaje del documental, pues la directora es la propia editora, y en cada uno de los cortes que vemos tiene claro donde quiere centrar la atención del espectador, logrando que nos hagamos una idea de lo que quiere contar sin nada más que una sucesión a gran ritmo de escenas independientes entre sí.

Cada una de las escenas que vemos está acompañada de una partitura idónea para cada ocasión, combinando temas de cuerdas con música electrónica para adentrarnos en las tres partes diferentes de lo que nos quieren contar, y sorprende que con unos pequeños retoques en la banda sonora podrían haber hecho que estuviéramos ante una pesadilla distópica que rozara el terror, pues no hay mayor miedo que el del destino al que vamos dirigidos con el ritmo de vida actual.

Un mensaje claro y conciso

Ni el montaje ni la partitura nos sirve de pista para saber lo que a continuación veremos, pues vamos siendo trasladados desde exteriores donde contratan trabajadores con módicos sueldos y condiciones de trabajo un tanto irregulares, pasando por fábricas textiles, líneas de trabajo, cementerios de bicicletas, cursos para “monetizar tu marca personal”, entrenamientos para personal tanto ejecutivo como de seguridad, hasta llegar a los altos cargos empresariales chinos y la gente con más recursos, entre otros cortes.

Pero, con todo eso, Jessica Kingdon no busca adoctrinar ni dar su opinión sobre lo que vemos, pues las imágenes son lo suficientemente impactantes como para no necesitar ir acompañadas de ningún comentario político directo, lo que no implica que algunas declaraciones de las personas que han sido grabadas no dejen algún recado acerca del estado actual del país, así como de la desigualdad económica que se vive.

Ascension es un documental que brilla con luz propia sin necesidad de diálogos adicionales a las duras situaciones reales que vemos, mostrado todo desde una perspectiva crítica e irónica libre de narraciones.


¿Qué te ha parecido la película Ascension?

Ascension

7.8

Puntuación

7.8/10

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

9,670FansMe gusta
2,070SeguidoresSeguir
500SeguidoresSeguir
23,108SeguidoresSeguir
5,210SuscriptoresSuscribirte
- Publicidad-

ÚLTIMAS PUBLICACIONES

AMFF 2024. Crítica de ‘Anti-Squat’: Sin ética no hay paraíso

Las críticas de Daniel Farriol en el AMFF 2024: Anti-Squat Anti-Squat es un drama social francés que funciona a modo de thriller, está dirigido por Nicolas Silhol (Corporate)...