Crítica de ‘La maldición de la reina de picas’: El fantasma tras el espejo

Las críticas de Daniel Farriol:
La maldición de la reina de picas
(Queen of Spades: The Looking Glass)

La maldición de la reina de picas es un filme ruso de terror dirigido por Aleksandr Domogarov (Una amistad para siempre, Suffer the Little Children) con guion de Maria Ogneva (Delo). La historia nos sitúa en un internado donde llegan dos hermanos tras haber perdido a su madre en un accidente de tráfico. Junto a otros estudiantes que viven allí, encuentran en el ala abandonada del edificio un viejo espejo ante el que invocan a la «Reina de Espadas», el fantasma de una leyenda que se vuelve real. Está protagonizada por Angelina Strechina, Daniil Izotov, Yan Alabushev, Darya Belousova, Claudia Boczar, Violetta Davydovskaya y Vladimir Kanuhin. La película puede verse en Movistar + desde el día 1 de Enero de 2022.

La leyenda de la Reina de Espadas

«Queen of Spades (La Reina de Espadas)», reconvertida a picas por la baraja de cartas francesa, es un personaje perteneciente al folclore ruso relacionado con la avaricia del ser humano y que puede considerarse el símil ruso de la leyenda urbana sobre Bloody Mary en los Estados Unidos. En ambos casos, la invocación del espíritu atormentado se realiza frente a un espejo a la luz de las velas y pronunciando tres veces el nombre del fantasma, algo que también inspiró a Clive Barker para crear la mitología de Candyman. La maldición de la reina de picas transcurre en el interior de un internado donde unos jóvenes adolescentes bastante insensatos tendrán la brillante idea de invocarla a cambio de pedir un deseo.

No es la primera vez que este fantasma del espejo aparece en el cine, el filme ruso Queen of Spades: The Dark Rite (Svyatoslav Podgaevskiy, 2015) ya lo presentó en sociedad con bastante éxito comercial en su país, lo que llevó a exportar la idea para un remake canadiense realizado por Patrick White en 2021. En La maldición de la reina de picas, secuela inconexa con la anterior, el cineasta Aleksandr Domogarov intenta perpetrar lo que podría convertirse en una posible saga de películas de terror sobre La Reina de Espadas que difícilmente tendrá continuidad dada la poca calidad existente en esta nueva incursión en el mito.

Domogarov no es James Wan

La maldición de la reina de picas no ofrece nada nuevo. El guion está construido en base a retales de multitud de películas de terror que se han copiado hasta la saciedad. Los lugares comunes del género integran como localización principal un internado aislado lleno de pasillos y dependencias siniestras bajo puertas con el acceso prohibido. A partir de ahí, te lo puedo imaginar. Ruidos nocturnos, un muñeco tétrico (sin ninguna incidencia en la trama), fantasmas que se reflejan en los espejos o que aparecen en lugares tan tópicos como un lago, falta de luz hasta provocar la ceguera en el espectador…

Y aún es peor con la caracterización de los personajes. Los hermanos protagonistas son una chica adolescente enfadada con el mundo tras la muerte de su madre y que odia a su hermano pequeño (que es el que ve primero a los fantasmas) al que culpa del accidente donde murió. La verdad es que el niño es francamente odioso y dan ganas de buscar un espejo para invocar al fantasma y hacerlo desaparecer. Los secundarios tampoco son mucho mejores, chicos y chicas perfilados con trazo grueso basándose en los estereotipos habituales del slasher estadounidense.

Así pues, lo más llamativo de la película es su falta de personalidad. Retratando una leyenda de carácter autóctono que podría ser interesante, resulta paradójico que la estética que imprime Aleksandr Domogarov a su película sea una pura imitación del cine de James Wan o similares. No hay una sola idea original en la puesta en escena. Se podría decir que el empaque visual de este filme ruso de bajo presupuesto está por encima de otros, pero resulta algo insuficiente para sacarnos del aburrido bucle que supone un suspense basado en la concatenación absurda de jump scares con inesperadas oscilaciones en los decibelios de la banda sonora para intentar asustar al personal. La maldición de la reina de picas es tan rutinaria y carente de emoción como jugar una partida al solitario con las cartas marcadas.


¿Qué te ha parecido la película?

2/5 - (1 voto)

La maldición de la reina de picas

3.5

Puntuación

3.5/10

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
error: El contenido está protegido.
A %d blogueros les gusta esto: