Crítica de ‘Noche en el paraíso (Night in Paradise)’: La muerte inevitable

Las críticas de Daniel Farriol:
Noche en el paraíso (Night in Paradise)
 
Noche en el paraíso (Night in Paradise) es un thriller coreano escrito y dirigido por Park Hoon-jung (New World, The Witch: Part 1. The Subversion). Es la historia de Tae-gu, miembro de la banda criminal liderada por Mr. Yang, que es obligado a huir tras asesinar por venganza al líder de una banda rival. Está protagonizada por Eom Tae-gu (My Punch-Drunk Boxer, Bad Guys: Ville City), Yeo-bin Jeon (Vincenzo, Secret Zoo), Cha Seung-won (Believer, Man on High Heels), Ki-young Lee, Cha Seung-Won y Jeong-hwan Park. La película está distribuida por Netflix desde el día 9 de Abril de 2021.
 

Una trama sobre mafiosos típica del thriller coreano

Noche en el paraíso (Night in Paradise) es una película que incide en los lugares comunes que han hecho popular el cine negro coreano y que tan buenos resultados ha dado en los últimos años. Sus mayores virtudes se convierten también en sus mayores defectos, es decir, la sensación de déja vù que queda tras su visionado. Durante los excesivos 131 minutos de metraje, el director Park Hoon-jung, despliega un filme-artefacto visualmente muy atractivo, pero carente de suficientes sorpresas durante su desarrollo argumental para hacerla un producto original.
 
La historia intenta mostrar la parte más humana de un miembro de la Jo-Pok (el equivalente en Corea a la yakuza japonesa). Lo veremos compartir unos breves momentos de su vida con su hermana enferma y su sobrina hasta que éstas son asesinadas por mandato del líder de una banda rival. Ese hecho convertirá al hombre en un arma despiadada que se tomará la justicia por su mano. A partir de ahí, para mantener el difícil equilibrio de egos mafiosos en la ciudad y con la supervisión de las autoridades policiales, se decide que la única manera de evitar una guerra entre bandas es la captura del sicario huido para entregarlo como compensación y darle muerte. Como vemos, la trama principal abunda en los tópicos del género y, en definitiva, acaba siendo lo de menos.
 

Una sangrienta soap opera

Sí que se advierte cierto ánimo por parte del director en impregnar su historia con algunos elementos diferenciales. Por encima de esa trama criminal tan manida, se otorga una mayor importancia al lado humano de los personajes y se dedica más tiempo a la relación que surge entre el protagonista, Tae-gu (interpretado por Eom Tae-gu) con Jae-Yeon (Yeo-bin Jeon), una chica que padece una enfermedad terminal y que es la sobrina del vendedor de armas que le mantiene oculto en su casa. Sin embargo, no esperes encontrarte bajo esa descripción a la típica chica vulnerable que solo aparece en la película para añadir una subtrama romántica,  en realidad, ella es una mujer aguerrida que sabe manejar las armas como un verdadero Kkangpae y será la clave para el desenlace final. Una de las mejores cosas es como se esquiva el pretendido romance, sin renunciar del todo a los códigos de ese subgénero.   
 
Tanto en esa extraña relación como en el poco tiempo que veremos a Tae-gu con su familia al inicio de la película, Noche en el paraíso (Night in Paradise) utiliza algunos toques de comedia que no siempre encajan bien con el tono general y que luego los contrapone con otros momentos donde se pasa de frenada en el melodrama. El difícil encaje de todos esos cambios de tono hace que la película tenga un ritmo irregular e inconstante durante los primeros dos tercios hasta que deriva hacia una parte final llena de violencia con sangre salpicando a borbotones directamente a la cámara. Pero para llegar ahí asistiremos antes a escenas más  íntimas y mundanas, igualmente satisfactorias, como compartir un mulhoe (sopa fría de pescado crudo y mariscos) en un restaurante de carretera. Es algo que le da cierto encanto personal al filme.  
 

El sadismo en el paraíso

Noche en el paraíso (Night in Paradise) es un thriller fatalista que plantea la muerte como algo inevitable. Los dos personajes femeninos afrontan una enfermedad terminal, mientras que a todos los gángsters les acecha el espectro con la guadaña en cada rincón. No importa tanto morir si no la manera en que se afronta la llegada de ese momento. Sin miedo y mirándole a los ojos, desafiando su verdadero poder. Park Hoon-jung nos conduce a través de un filme de estética apabullante y muy estilizada que se sirve de la fotografía azulada creada por Kim Young-ho (Final Recipe, The Battle: Roar to Victory) para regalarnos algunos planos de gran belleza plástica. Eso sí, donde la película termina funcionando de verdad es en las secuencias de acción, de persecución y de tiroteos.

Ahí es donde el director se mueve como pez en el agua y saca a relucir toda una coreografía salvaje de sadismo brutalísimo no apto para estómagos sensibles. Algunos le achacarán que se le va la mano con la exagerada tortura que sufren algunos personajes, pero en realidad está en consonancia con la hipérbole que también despliega en el drama. Y es que la credibilidad no es indispensable en este tipo de cine, solo hace falta ver la penúltima escena con un tiroteo de lo más inverosímil. En definitiva, Noche en el paraíso (Night in Paradise) es una película que hará las delicias de los habituales amantes del thriller coreano, sin que vaya a ocupar un lugar de privilegio en su videoteca particular. El resto de espectadores ya saben a que atenerse.


¿Qué te ha parecido la película?

Noche en el paraíso

7

Puntuación

7.0/10

2 comentarios en «Crítica de ‘Noche en el paraíso (Night in Paradise)’: La muerte inevitable»

    • el 12 abril, 2021 a las 08:28
      Enlace permanente

      Los coreanos nunca fallan. Gracias por visitar ‘No es cine todo lo que reluce’!

      Respuesta

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: