Crítica de ‘Contigo a muerte’: Sonríe aunque te duela el corazón

Las críticas de Daniel Farriol:
Contigo a muerte (Ride or Die)
Contigo a muerte (Ride or Die) es un drama romántico japonés de temática LGTBI dirigido por Ryuichi Hiroki (Marmalade Boy, The Many Faces of Ito). Está escrito por Nami Sakkawa inspirándose en el manga «Gunjō» de Ching Nakamura. La historia gira en torno a Rei Nagasawa, una chica que está enamorada de Nanae Shinoda desde la época del instituto, aunque ésta no le corresponde por ser heterosexual. Cuando Nanae le pida a Rei que mate a su marido maltratador, ésta no se lo piensa y, juntas, deberán emprender una huida de la policía y de los prejuicios de la sociedad. Está protagonizada por Kiko Mizuhara (Ataque a los Titanes, Tokio Blues), Honami Satô (Sexual Drive), Yoko Maki, Anne Suzuki, Tetsushi Tanaka, Sara Minami, Shinya Niiro y Shunsuke Tanaka. La película no se ha estrenado en salas y se distribuye a través de Netflix desde el día 15 de Abril de 2021.

‘Contigo a muerte’ una road movie a lo ‘Thelma & Louise’

Contigo a muerte (Ride or Die) es un drama romántico que resulta tremendamente polarizado en todos sus aspectos. Lo es al abordar una historia tan íntima que pone en relieve las emociones humanas más profundas, pero necesitando 142 minutos durante los que explora caminos que precisamente la alejan en muchas ocasiones de ese propósito. También lo es en el tratamiento de cámara que combina escenas de gran belleza visual con otras donde se opera cámara en mano con un movimiento tembloroso casi amateur (el plano secuencia en la escena del bar del inicio es un ejemplo de eso).
La va como anillo al dedo el leit motiv musical que se utiliza a lo largo de esta road movie de romanticismo fatalista. Es la canción «Smile» que compuso Charles Chaplin y que escuchamos en versión de Haruomi Hosono en una de las escenas más bellas del filme. «Sonríe aunque te duela el corazón» dice una de las estrofas de su letra. La banda sonora es igualmente ecléctica y por ella desfilan temas de Norah Jones, The Cardigans o el «CHE.R.RY» de la japonesa Yui. Si la película se construye bajo la polarización, los dos personajes protagonistas no lo son menos. Durante su escapada a lo Thelma & Louise (Ridley Scott, 1991), nos desconcertarán varias veces con algunas de sus reacciones y decisiones que irán tomando.

El estigma de la homosexualidad en Japón

Contigo a muerte (Ride or Die) nos cuenta la historia de Rei Nagasawa y Nanae Shinoda. Ambas estudiaron juntas en el instituto y se hicieron muy amigas, pero Rei estaba además locamente enamorada de Nanae que no le podía corresponder por ser heterosexual. Años después, Nanae vive infeliz y desesperada. La única salida que encuentra a su miseria es llamar a su vieja amiga Rei para ofrecerle sexo a cambio de que asesine a su marido maltratador.

Ese juego de manipulación sexual, abandono físico y entrega emocional será una constante en la compleja relación entre las dos mujeres. Tal y cómo sucedería en un noir criminal, Rei cumplirá su promesa, seduciendo al marido de Nanae para acabar después con su vida de una manera brutal. Esa secuencia es una de las más brillantes del filme. El crimen obligará a ambas mujeres a involucrarse en una huida sin destino aparente donde confrontarán sus personalidades tan opuestas. No esperes encontrar aquí una historia romántica al uso, esta extraña relación tiene tanto de pasional como de toxicidad.

La primera media hora de la película transita por diversos géneros cinematográficos como el cine negro. También utiliza el recurso del flashback para desordenar la acción y clarificarla, poco a poco, en modo inverso. Es un inicio algo confuso, pero seductor, con imágenes verdaderamente impactantes. Aún no sabremos hacia donde nos quieren dirigir. A partir de ahí la trama se cuenta de manera mucho más lineal, con saltos temporales que explican detalles del pasado, pero más centrada en el tono de road movie tradicional.

Una historia de amistad y amor que sirve para trazar algunas reflexiones acerca del estigma de la homosexualidad y el rol de sumisión que posee la mujer en la sociedad patriarcal nipona. Desconozco el contenido del manga «Gunjō» de Ching Nakamura en que se basa esta historia, pero en la película encuentro bastantes lagunas en sus reflexiones. Por ejemplo, se incluyen algunos diálogos un poco vergonzantes como aquel en pleno acto sexual en que una de las mujeres dice echar de menos poder llenar a la otra con algo más que sus dedos. Pero más allá de sus vaivenes, imperfecciones y reiteraciones, la película se las arregla para mantener nuestro interés con imágenes potentes.

Soledad y sexo

Mención aparte merecen las dos entregadas protagonistas, Kiko Mizuhara y Honami Satô, que realizan un verdadero tour de force interpretativo. Sus personajes son imprevisibles y pueden pasar de un estado de euforia a otro de recogimiento en pocos segundos. A veces les comprenderemos, otras no. Es un problema para empatizar por completo con ellas. El director Ryuichi Hiroki les exige aparecer desnudas en muchos de los planos de la película y, también, agudizar su concentración para abordar escenas de gran implicación emocional filmadas en plano secuencia. Un ejemplo claro es la larga y explícita escena sexual sin efectos de montaje, en búsqueda de un mayor realismo escénico.

En Contigo a muerte (Ride or Die) hay una sensación de dispersión, de necesidad de recortar en la sala de edición muchos momentos. Hay tendencia a la sobre explicación o que, simplemente, se sienten innecesarios para el devenir de lo que se cuenta. Sin embargo, cuando la película destierra sus salidas de tono, regala momentos desgarradores, estéticamente preciosistas o que ahondan en reflexiones profundas. La soledad, la sensación de rechazo, la necesidad de sentir al otro, la libertad sexual o la diferencia de oportunidades derivada de las distintas clases sociales, son otros temas importantes que se desgranan, algunos con más sutileza que otros. Contigo a muerte (Ride or Die) es una película de tempo exigente con imágenes realmente cautivadoras. No todos los espectadores se identificarán con ella, pero merece la pena acompañar a estas dos mujeres en su escapada.


¿Qué te ha parecido la película?

4.3/5 - (30 votos)

Contigo a muerte

6.3

Puntuación

6.3/10

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: El contenido está protegido.
A %d blogueros les gusta esto: