Crítica de ‘Malcolm & Marie’: Una pareja en el cuadrilátero

Las críticas de Daniel Farriol:
Malcolm & Marie
 
Malcolm & Marie es un drama romántico estadounidense escrito y dirigido por Sam Levinson (Euphoria, Nación Salvaje). Rodada en secreto íntegramente durante el confinamiento por la pandemia del COVID-19, la historia nos muestra a una pareja que llega a casa tras el exitoso estreno de una película dirigida por él y que está basada parcialmente en la vida de ella. La tensa e intensa relación sentimental que mantienen aflorará en una noche llena de reproches, arrumacos y confesiones. Está protagonizada por Zendaya (Dune, Spider-Man) y John David Washington (Tenet, Infiltrado en el KKKlan). Es una producción distribuida por Netflix en España desde el día 5 de Febrero de 2021.
 

Un combate de boxeo dialéctico

Durante los primeros meses de 2020, hubo una pausa obligada en el rodaje de la serie Euphoria por culpa de la pandemia de la COVID-19. El director y la protagonista de la serie decidieron no quedarse parados y rodar en secreto una película bajo estrictos protocolos de seguridad. Sam Levinson escribió el guion de Malcolm & Marie en apenas 6 días, con un rodaje de 15 días, solo dos actores y un equipo reducido. Toda la acción sucede dentro de una lujosa casa a la que el director saca un enorme partido creativo a través de la puesta en escena. La película es el reflejo poliédrico de la relación sentimental tortuosa entre un director y una actriz. Rodada casi a tiempo real, en un luminoso blanco y negro y en celuloide de 35 mm., Malcolm & Marie evoca con su estética a la época dorada del cine hollywoodiense, aunque también realiza una crítica mordaz a la hipocresía que envuelve el mundillo de la industria del séptimo arte.
 
Malcolm & Marie es un drama romántico muy elegante, pero también exacerbado y, a veces, incluso agotador. Durante 106 minutos asistiremos, con un planteamiento excesivamente teatral, a la montaña rusa sentimental de una relación de pareja. De los besos y la pasión pasaremos en una misma noche al desgarro y los reproches. La historia es bien sencilla. Un director y su novia regresan a casa tras disfrutar de una noche de estreno. Él acaba de presentar la película que ha dirigido y está exultante por la emoción. Ella, en cambio, está molesta porque no la ha mencionado en los agradecimientos de su discurso. A partir de ahí, se inicia un combate de boxeo sin golpes físicos. Un toma y daca dónde hombre y mujer debatirán sobre su relación, su pasado y sus emociones para alcanzar el punto de ebullición que les permitirá conocer si existe un futuro juntos. Los espectadores asistiremos perplejos a un intercambio de diálogos brillantes que van definiendo a sus dos protagonistas. Ambos son seres encerrados en sus propias convicciones que entablan un juego perverso de desafío constante.
 

Una pareja bajo la influencia de los clásicos

Nos vendrá a la memoria la deconstrucción de relaciones que se hace en Historia de un matrimonio (Noah Baumbach, 2019) o Blue Valentine (Derek Cianfrance, 2010), pero también clásicos inolvidables como ¿Qué fue de Baby Jane? (Robert Aldrich, 1962) o La noche (Michelangelo Antonioni, 1961). Todo ello pasado por el filtro de la crudeza escénica de John Cassavetes o la mala baba en las escenas de pareja del Kubrick de Eyes Wide Shut (1999). Malcolm & Marie es, pues, una película ambiciosa en su aparente sencillez que también desprende cierta artificiosidad en ese planteamiento de cinéma vérité algo burgués. 
 
Aunque las limitaciones de la localización podrían haber convertido a Malcolm & Marie en una obra de teatro filmada, la película se sacude esa sensación y se transforma en una brillante pieza de cámara con un atractivo envoltorio visual. La lujosa casa acristalada se convierte en un zoo de cristal por el que pasean dos fieras heridas en constante movimiento. La fotografía en blanco y negro de Marcell Rév (White God, Jupiter’s Moon) es atemporalmente exquisita, mientras que la utilización de cámara y espacio resulta tan refinada como precisa. Los personajes coreografían un ritual de apareamiento extraño y doloroso del que será complicado salir indemnes. Sam Levinson muta en Tennessee Williams para explorar sus propios demonios con las drogas y en las relaciones personales del pasado. 
 

Zendaya & John David

Pero una película de este tipo, nada de eso tendría sentido sin unos intérpretes a la altura de un texto tan exigente. Tanto Zendaya como John David Washington están espléndidos y generosos, en especial ella que nos regala algunas secuencias asombrosas. En Malcolm & Marie asistimos a un tour de force impresionante donde ambos actores se enfrentan a una amalgama de sentimientos encontrados. Se moverán por un gran abanico que va desde la euforia a la depresión, del amor al odio. Son personajes que no siempre resultan complacientes o simpáticos. Tienen constantes cambios de humor y las emociones a flor de piel. Hay momentos que los entiendes y en otros no. Como espectador te posicionarás, juzgarás o identificarás de forma indistinta, ambos tienen sus razones y sus taras emocionales. Era difícil mantener el nivel de intensidad durante toda la película sin caer en la sobreactuación, Zendaya y John David Washington lo consiguen.
 
Además del reflejo de una relación asfixiada por la toxicidad del ego y los reproches mutuos, la película lanza algunos puñetazos a la frivolidad del mundo artístico, al racismo disfrazado de solidaridad, a la fragilidad del éxito y la fama, a la hipocresía de actores convertidos en semidioses o a la pomposidad de los críticos de cine. Así que espero que Sam Levinson (hijo del director Barry Levinson) no me lea, porque parece estar un poquito resentido con una industria que conoce bien desde pequeñito. Malcolm & Marie es tan hipnótica como desesperante, tan sincera como artificial. Una película exigente que parece empeñada en agredir o discutir con el espectador igual que hacen entre sí los dos protagonistas. Si la vida es como un teatro, ver esta película es como subir al escenario durante los ensayos. Se ven los trucos, pero resulta una experiencia tan desmitificadora como enriquecedora.
 

¿Qué te ha parecido la película?   

4/5 - (3 votos)

Malcolm & Marie

7.5

Puntuación

7.5/10

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: El contenido está protegido.
A %d blogueros les gusta esto: