57 SEMINCI. Tiempo de Historia: ‘Hitler y Mussolini. La ópera de los asesinos’

Las críticas de Manuel M en la 57 SEMINCI
Hitler y Mussolini. La ópera de los asesinos

Interesante proyecto de Jean Christophe Rosé, que nos muestra una de visión de los dos dictadores más conocidos de la historia,  basada en compararles a lo largo de su ascenso y posterior caida,incidendo en la influencia q tuvieron entre sí para actuar tal y como lo hicieron.

Aunque habla de ambos, da mucha mas relevancia al dictador italiano, por su faceta, desconocida para la mayoría de ls gente, de inventor del fascismo, modelo que hitler llevara a su máxima expresión con el nazismo.

Inicialmente el documental alcanza niveles fascinantes, con un estudio muy interesante de la retorica de los dos dictadores, comparando sus gestos y expresiones ante distintos auditorios, pero las buenas intenciones comienzan a perderse cuando el director se deja ganar por la subjetividad y, en ciertos momentos, disfruta cargando las tintas contra los dos dictadores. Comprensible, cierto, pero no en un documental que debería estar dotado de más objetividad. Algunas partes buscan la risa y la ironía, algo muy peligroso cuando estamos hablando de personajes responsables de 60 millones de muertos, y del genocidio más metódico de la Historia.

Es especialmente curiosa la manera en que Rosé nos habla de Eva Braun, la amante de Adolf Hitler. Aparte del error de indicar que fue su única amante (tuvo varias, incluida alguna secretaria que se suicidó por despecho), sus apariciones en el documental parecen casi el entreacto de la película, pues no se detiene Rosé, más allá de la presentación inicial, en explicar a fondo su relación con Hitler: La presenta como una chica vana y coqueta…cuando es la mujer que terminó por llevar al altar al personaje más conocido y odiado del siglo XX.
Son 90 minutos, divididos en 5 actos que van desglosando “la gran ópera de los asesinos”. Buena parte del metraje es, efectivamente, inédito, especialmente en los primeros momentos del documental, y su presentación está muy bien pensada, encadenando secuencias de uno y otro dictador, que, en marcado contraste, se nos van presentado. Las imágenes, grandiosas al principio, con cierta pausa, se van acelerando conforme va avanzando el documental, terminando en sus últimos momentos en un tempo acelerado que deja al espectador con cierta sensación de vértigo. A destacar aquí la falta de detalles sobre las respectivas muertes de los dos dictadores, demasiado vagamente tratadas como para resultar de utilidad para el aficionado a la Historia que acude a informarse.Narrado en francés, los subtítulos tenían algún error de traducción, especialmente con los discursos de los dictadores, pero en general, el planteamiento era claro, sencillo, y directo, sin entrar en largas disquisiciones. Se presenta un momento en el que los dos líderes se reunen, se explica el porqué del encuentro, y quién lleva la voz cantante en ese momento, y salta a otro encuentro. No hay pausas explicativas profundas, lo que provoca cierto aire de ligereza en el documental.
En definitiva, un interesante planteamiento, con una ejecución bastante lograda, especialmente en sus etapas iniciales, pero que según va avanzando el documental decae, quizás por la falta de novedad en lo que comenta, o en las dificultades de encontrar metraje novedoso de una época muy tratada por el cine, pero, en cualquier caso, un documental interesante. 
Que aproveche

También te puede interesar

Deja un comentario