Disney se quiere alejar de los cuentos de hadas y princesas

No es ninguna sorpresa que los tiempos cambian, y el prototipo de Princesa que siempre hemos tenido asociado en nuestra mente está evolucionando. Disney le ha sacado mucho rendimiento a las Princesas, lo que queda claro por la cantidad de merchandising que ha vendido (y sigo vendiendo) de todas ellas para niñas de todas las edades… y no tan niñas. Ahora bien, esa imagen está desapareciendo poco a poco, y podemos disfrutar desde hace tiempo de doncellas que se alejan mucho de los canones de Princesas establecidos, como Fiona de Shrek, motivo por el cual han cambiado ciertas escenas y añadido otras a su próximo estreno, Enredados, basado en el clásico cuento de Rapunzel, y que quieren esté dirigida a un mayor  público.

Según ciertos rumores, Disney Animation ha hecho estos cambios para que la película también agrade al público masculino, que muchas veces huye de películas de Princesas, motivo por el cual puede que tuviera peor acogida su anterior estreno “fuerte”, Tiana y el Sapo. Entre los cambios ha añadido escenas de acción inspiradas en la saga Bourne, además de evitar el título original de Rapunzel.

Según hace público LA Times, Disney no tiene prvisto hacer ninguna película más sobre los cuentos de hadas o princesas, ya que espantan al público masculino, y las niñas de hoy en día no sueñan con ser parte de la realeza, teniendo objetivos más realistas, algo que, hasta cierto punto, discrepo, pues son bastantes las niñas de entre 3 y 6 años que consumen todos los productos en los que venga el título de Princesas o las imagenes de Blancanieves, Bella o Cenicienta, pero el crítico Dafna Lemishestán ha dicho que: “En el momento que tienen 5 o 6 años, [las niñas] no estan interesado en ser princesas. Están interesados en ser hot, ser cool. Evidentemente, ellos ven esto en lo que son los valores de la sociedad.” Quizás es cierto que las niñas quieres ser antes adolescentes, pero eso no quita que les gusten las Princesas.
Así que, tendremos que imaginarnos un mundo de Disney sin princesas, en el que los chicos puedan ir al cine a ver dichas películas sin ser señalados con el dedo… lo que, a mi parecer no pasa actualmente. Entre los próximos proyectos de animación de Disney, sin tener en cuenta Pixar,  se encuentra  una nueva película de Winnie the Pooh y la película Reboot Ralph, ambas dirigidos a un público juvenil.

Fuente: LA Times

También te puede interesar

Deja un comentario