‘Green Zone: Distrito protegido’. Ya en DVD

Las críticas de David P. “Davicine”: Green Zone: Distrito protegido
Matt Damon da vida al alferez Ron Miller, al mando de un grupo de las fuerzas armadas estadounidenses en busca de Armas de Destrucción Masiva (ADM) en pleno Irak. Lo que son misiones con datos veraces poco a poco se torna una gran mentira, pues en ninguno de los supuestos almacenes y laboratorios de armas encuentran nada conflictivo. Ahí es donde arranca la trama, a la vez que surgen las dudas de Miller sobre su misión, poniendo también en duda a las fuentes de inteligencia que le facilitan dichos datos.
Damon está dirigido por Paul Greengrass, quien ya sabe lo que es trabajar con el actor, y con grandes resultados, tras las entregas de la saga Bourne, aunque en esta ocasión se aleja de las misiones secretas para intentar mostrar una de las realidades que más polémica ha generado estos últimos años, basándose para ello en el libro Vida imperial en la Ciudad Esmeralda, de Rajiv Chandrasekaran.
La película está rodada sin escenas innecesarias, teniendo, como uno de los puntos fuertes, un gran guión adaptado así como muy buenos diálogos, ayudando en todo momento a introducirnos de lleno en las dudas que surgen a lo largo de toda la película. Y es que, si el guión es espectacular, no menos el trabajo en la dirección de  Paul Greengrass, que sabe como mover la cámara en todo momento, cargándola al hombro y logrando captar la espectacularidad de cada una de las secuencias de acción. Si a todo ésto le sumamos un montaje que da mayor velocidad a la acción, tenemos un ritmo frenético durante toda la película, llegando a ser aún más realista que cualquiera de las películas bélicas del estilo que podamos haber visto en los últimos tiempos.

En lo que respecta al reparto, Matt Damon sabe muy bien lo que Greengrass quiere, y logra un personaje real, sobrio y frío, pero cercano al espectador al sentir que sus dudas son perfectamente reales, y que cualquiera de nosotros, en su situación, se las plantearía.
En lo que respecta a los secundarios, logran un trabajo muy digno, sin destacar, pero sin quedarse atrás con la veracidad del relato, destacando Brendan Gleeson, Greg Kinnear, Jason Isaacs y Amy Ryan, quienes logran que no veamos esta película como una película más de acción, sino como un auténtico thriller de suspense, de intrigas y tramas ocultas, pero con el toque espectacular del director, que hace de cualquier explosión una secuencia impresionante.
En definitiva, una buena historia llevada al cine con una dirección impresionante y un montaje frenético que no se corta a la hora de criticar la política exterior de su país de origen, que no deja tiempo para respirar al espectador, y que nos permite ver una parte de la historia reciente de una forma más fresca y menos documental.
La edición evaluada ha sido editada el 2 de septiembre de 2010 por Universal Pictures en DVD, con  imagen  2.40:1 16/9 anamórfica y acompañada del audio en versión original y castellano en Dolby Digital 5.1,  con los pertinentes subtítulos en castellano, entre otros.
Además de la película, en esta edición de un disco nos encontramos, entre sus extras, con escenas inéditas con los comentarios del director Paul Greengras y Matt Damon, así como un reportaje titulado Matt Damon: Listo para la acción y un interesante Cómo se hizo Green Zone. Una selección de extras a la altura de una gran película.
Green Zone: Distrito protegido ya está a la venta y se puede adquirir aquí.

También te puede interesar

Deja un comentario