Crítica de ‘Mis dos vidas‘: La vida en dos direcciones – Netflix

Las críticas de David Pérez «Davicine»:
Mis dos vidas

La vida de Natalie se divide en dos realidades paralelas tras hacerse una prueba de embarazo la noche de su fiesta de graduación. ¿Qué le depararán la vida y el amor? Lili Reinhart protagoniza Mis dos vidas, tragicomedia romántica dirigida por Wanuri Kahiu, y cuyo reparto se completa con Danny Ramirez, David Corenswet, Luke Wilson, Aisha Dee, Andrea Savage y Nia Long. La película se estrena en Netflix el 17 de agosto de 2022.

El multiverso no es solo cosa de superhéroes

La idea de los multiversos no es algo exclusivo de Marvel, y recientemente hemos visto como Todo a la vez en todas partes se convertía en la sorpresa de la temporada con sus locas aventuras alternativas. Siguiendo esa idea de las vidas paralelas, o multiversos, llega a Netflix Mis dos vidas, que no necesita recurrir a explosiones o acción para mostrarnos dos universos diferentes en los que vemos cómo puede ser la vida de una mujer según la dirección tomada en un punto de inflexión que marcará su futuro.

En la víspera de su graduación, la vida de Natalie (Lili Reinhart) se bifurca en realidades paralelas: una en la que se queda embarazada y sigue en su pueblo natal de Texas, y otra en la que no está embarazada y se muda a Los Ángeles. En ambas trayectorias, Natalie siente un amor que le cambia la vida, persevera en su sueño de ser artista y se redescubre a sí misma.

Una comedia dramática en dos direcciones

Mis dos vidas recuerda bastante a Dos vidas en un instante, en la que Gwyneth Paltrow daba vida a una mujer londinense cuya vida amorosa y su carrera, sin que ella lo sepa, dependen de si toma o no un tren. De igual forma, esta película nos cuenta en paralelo las dos vidas que podría llevar la joven protagonista según el resultado de su prueba de embarazo. En caso negativo, Natalie continúa con su plan original de 5 años en busca de una carrera en el mundo de la animación. Mientras que si el resultado es positivo (no tan positivo para ella), se queda en la casa de sus padres para criar al niño.

Es de agradecer que ambas versiones de su vida tengan bastante tiempo de pantalla y no predomine una sobre otra, aunque no todo lo que cuentan siempre es importante, y a veces acelera su ritmo, por lo que podría pensarse que este guion hubiera funcionado mejor como serie en la que todas las partes del plan de cinco años que tenía de inicio la protagonista pudieran ser reflejados y desarrollados con más tranquilidad.

Por otro lado, la película no intenta sentar cátedra, y se centra en mostrarnos cómo las mujeres tienen que elegir entre familia y carrera, aunque la cineasta Wanuri Kahiu no se moja a la hora de elegir qué opción es la mejor, evitando preguntas sobre la toma de decisiones y sus consecuencias.

Vidas con las que es fácil empatizar

Mis dos vidas consigue que empaticemos con las diferentes vidas de la protagonista gracias al trabajo de la actriz Lili Reinhart como Natalie, una joven risueña y alegre que no pierde la esperanza y siempre se muestra energética y llena de vida tanto si va camino de ser madre como si persigue sus sueños profesionales.

La expresiva Lili Reinhart está muy bien acompañada por el cálido Danny Ramírez como Gabe y el apuesto David Corenswet como Jake, por lo que en ninguna de sus vidas se enfrenta a la soledad, lo que facilita cualquiera de sus direcciones al estar apoyada en la toma de decisiones, aunque ella se vale para seguir su camino en solitario. Sus dos intereses amorosos están bien interpretados y hacen un buen trabajo para tener su propia existencia fuera de su relación con Natalie, pero no notamos la química tan potente que haría funcionar mejor la película en su faceta de comedia romántica. El humor es algo limitado, pero siempre se puede contar con Luke Wilson para sacarnos alguna sonrisa.

Las conversaciones entre Natalie y Jake son las que más destacan entre las dos parejas, consiguiendo plasmar algunas preguntas interesantes más allá de las decisiones de su vida, como la discusión sobre si hay versiones de acción real de películas animadas que sean tan buenas o mejor que la original, o la necesidad (que va a ser que no) de adaptar a acción real El viaje de Chihiro.

Mis dos vidas es una película amena que deja claro que la vida no es fácil de planificar. Aún siendo poco original y algo predecible, resulta agradable de ver y mejora gracias al trabajo de su actriz principal Lili Reinhart.


¿Qué te ha parecido la película Mis dos vidas?

Mis dos vidas

6.5

Puntuación

6.5/10

David Pérez "Davicine"

Informático de profesión, cinéfilo de afición. Bloguero, tuitero y todo lo que me permita comunicarme. En mis ratos libres escribo en esta web, y me dejo ver en RTVCyL. Twitter e IG: @davicine79.

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
A %d blogueros les gusta esto: