Crítica de ‘El hombre del sótano‘: La semilla de la duda

Las críticas de David Pérez «Davicine»:
El hombre del sótano

El thriller psicológico El hombre del sótano narra la historia de un hombre que se instala en el sótano de una pareja y convierte sus vidas en una auténtica pesadilla. Dirigido y coescrito por Philippe Le Guay (Normandía al desnudo, Las chicas de la sexta planta, Paseando con Molière), está protagonizado por François Cluzet (Intocable, Una semana en Córcega, No se lo digas a nadie), la actriz nominada al Óscar, Bérénice Bejo (The Artist, El pasado, Envidia Sana) y Jérémie Renier (My Way, El amante doble, Drift Away). La película se estrena en cines españoles el 18 de marzo de 2022 de la mano de VerCine.

Inquietante historia negacionista

El punto de partida sobre el que se construye El hombre del sótano está basado en una historia real que les sucedió a unos amigos cercanos del director con un negacionista del Holocausto que se instaló en su sótano. Un caso que acabó llevándose a juicio y alargándose más de dos años. Tras diez años dándole vueltas al proyecto y atraído por esta historia, Le Guay finalmente logró dar con el enfoque necesario para trasladar este inquietante relato a la pantalla.

En El hombre del sótano, una pareja parisina de orígenes judíos decide vender un sótano insalubre en su edificio. Un hombre normal y corriente, el señor Fonzic (François Cluzet), aparece para comprarlo. Hasta aquí nada inusual, pero el hombre, que resulta ser un negacionista del holocausto nazi, se muda al sótano y lo convierte en su residencia permanente. La pareja intenta desesperadamente cancelar la venta aunque sin éxito. Las cosas se complican aún más cuando el Sr. Fonzic se hace amigo de su hija adolescente sobre quien parece ejercer una terrible influencia, convirtiéndose en una amenaza para su familia.

Un thriller con toques de humor mordaz

Desde comedias románticas (L’année Juliette) y de disfraces (Les deux fragonard), pasando por el cine negro (Trois huits), el director francés Philippe Le Guay tiene una filmografía muy ecléctica, y cuenta con una larga trayectoria tanto en cine como en televisión. Tuvo un gran éxito con Las chicas de la sexta planta (2011) y ahora, tras Normandía al desnudo, vuelve a trabajar con François Cluzet para tratar un tema duro y contemporáneo para acercarse al thriller, alejándose de la comedia pura para sumergirnos en un drama con toques de humor mordaz.

Podríamos poner un espacio en blanco detrás de la palabra negacionista, y casi seguro tendríamos un punto de partida para una película. En este caso el protagonista es negacionista de muchas cosas, especialmente del Holocausto, pero no importa tanto la realidad del personaje como la onda expansiva que provoca a su alrededor, consiguiendo convertirse en una obsesión para los demás personajes.

Historia marcada por los personajes

Tal y como sucede con el negacionismo en general, el personaje de Cluzet infunde la duda en los pensamientos, todo ello gracias a una historia marcada por los grandes diálogos, generando múltiples debates en torno al tema que opondrá a Jacques Fonzic, racista y negacionista del Holocausto, a la familia judía (y con posibles) Sandberg.

Simon y Hélène están interpretados por Bérénice Bejo y Jérémie Rénier, y forman una pareja totalmente creíble, una pareja acomodada que vive en París con su hija adolescente, Justine (interpretada por Victoria Eber). Le Guay utiliza la batalla legal por el sótano para mostrar cómo se despierta el orgullo de Simon por su oscuro pasado, y de Hélène, una católica comprometida contra los males de la sociedad que empieza a dudar de todo, obsesionándose ambos con expulsar a Fonzic, pero eligiendo diferentes formas de afrontar este problema, lo que deriva en una gran crisis familiar.

Aunque es François Cluzet quien se encarga de llevar el peso de la película con la dificultad añadida de dar vida a un personaje que bien podríamos odiar como hace la familia, pero tiene el suficiente encanto como para que empaticemos incluso sin coincidir con su ideología ni sus motivaciones. Cluzet consigue dar veracidad a un personaje execrable que logra poner en duda todo, y hay que destacar el extraño acercamiento entre la hija y este hombre de ideas odiosas que provoca algunas de los debates más interesantes que pueden surgir tras ver la película.

El hombre del sótano se sumerge en lo más profundo de cada uno a través de los lúgubres pasillos que conducen a un sótano donde germina la semilla de la duda.


¿Qué te ha parecido la película?

El hombre del sótano

7

Puntuación

7.0/10

David Pérez "Davicine"

Informático de profesión, cinéfilo de afición. Bloguero, tuitero y todo lo que me permita comunicarme. En mis ratos libres escribo en esta web, y me dejo ver en RTVCyL. Twitter e IG: @davicine79.

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
A %d blogueros les gusta esto: