‘El hobbit: Un viaje inesperado’: La decepción no existe en la Tierra Media, pero tampoco la sorpresa

Las críticas de Óscar M.: El hobbit: Un viaje inesperado
La Tierra Media vuelve a la pantalla grande y lo hace como si nunca se hubiera marchado, como si no hubieran pasado casi diez años desde que se estrenó El retorno del Rey y la saga hubiera quedado cerrada. Hasta ahora.
Era evidente que el éxito de la trilogía de El señor de los anillos iba a propiciar que se adaptara “El hobbit” y el resultado no va a defraudar a ningún seguidor de la anterior saga, puesto que esta primera entrega de la nueva trilogía es esquemáticamente similar a las anteriores películas.

Pero lo que tampoco habrá son muchas sorpresas, para regocijo de los detractores de Peter Jackson (que los habrá). El director continúa con su afición a los planos aéreos (cercanos a los de los documentales) y a colocar a los personajes en lugares elevados y/o peligrosos (montañas, acantilados o puentes de madera inestables) para conseguir su propósito: mantener en tensión al espectador aquejado de problemas de vértigo.
Es curioso como El hobbit: Un viaje inesperado puede considerarse como un viaje de ida y vuelta (parafraseando el título de la tercera entrega de esta recién comenzada trilogía), el regreso a la Tierra Media de Tolkien por Peter Jackson conlleva revisitar lugares, escenas, planos y esquemas argumentales ya utilizados en las anteriores tres películas.
Por lo que hay constantes guiños a la trilogía precedente que harán las delicias del seguidor de la saga y ferviente admirador de su trabajo, sin olvidar la sombra que va cubriendo toda la trama y que servirá de prólogo gigante a las adaptaciones ya realizadas.
Los guionistas juegan con un arma de doble filo y, de no innovar en la siguiente película, el espectador puede caer en la tentación de pensar que todo lo que está viendo es una repetición (incluso ésta roza esa sensación en la reproducción de algunas situaciones), y es que El hobbit: Un viaje inesperado no se ha dejado nada que no haya aparecido ya en pantalla: vuelven la mayoría de personajes (convenientemente maquillados para parecer 60 años más jóvenes) y escenas y lugares vuelven a repetirse.
Es lógico, dado que la trama se sitúa (más o menos) en las mismas ubicaciones que las de El señor de los anillos, aunque el espectador más avispado detectará que El dragón Smaug será la gran baza de la segunda parte de la trilogía al igual que Gollum lo fue de Las dos torres.

Aunque si algo se le puede recriminar a El hobbit: Un viaje inesperado es excesiva duración (cercana a las 3 horas), por la inclusión de elementos que bien podrían haber quedado para la versión extendida (que la habrá) como el alargado prólogo, y la excesiva rapidez de las batallas, aunque ya era algo que aquejaba a la saga desde Las dos torres.

Interpretativamente, la película vuelve a contar con actores que encajan perfectamente en sus papeles, aunque la mayoría son continuaciones del trabajo ya realizado. Aunque, de nuevo, es destacable la interpretación de Andy Serkis (mucho más natural y con una captura de movimiento más desarrollada que hace 10 años), sin duda, es lo mejor de la película (y lo más divertido).

Martin Freeman interpreta correctamente a Bilbo, aunque no llega a gustar tanto a la audiencia como Frodo, quizás el problema es que conocemos el futuro de Bilbo y no termina de caer bien al espectador como su sobrino.

Igualmente, como ya sucedía con la anterior trilogía, los flashbacks dejan un gran sabor de boca y crean una expectación que no se verá saciada hasta la publicación de la correspondiente versión ampliada para el formato doméstico (esperamos que New Line, Warner y MGM mantengan el formato ya editado para las ediciones coleccionista).

Estéticamente es loable la continuidad que se ha conseguido con las películas anteriores, tanto en vestuario,  como en decorados, maquillaje y efectos especiales, el espectador no tiene en ningún momento sensación de estar viendo algo anacrónico (como sucedía con las precuelas de La guerra de las galaxias) y se ha cuidado hasta el más mínimo detalle para dar coherencia a la película.

Respecto al 3D (innecesario como siempre, sobrevalorado como nunca), no aporta nada destacable a la película (algún pájaro suelto, alguna salpicadura convenientemente destacada) y está más desarrollado (o es más apreciable) en el prólogo inicial que en el resto del metraje. No pierde nada el espectador que la vea en 2D, aunque ahorrará dinero.

Musicalmente Howard Shore tampoco ha innovado en la composición de la película, algunas piezas nuevas a destacar (como las canciones de los enanos o la que acompaña a los créditos), pero sobre todo destacar la continuidad de la partitura respecto a las anteriores composiciones, repitiendo estrofas y temas musicales anteriores, que ayudan a dar continuidad a una historia que se desarrollará en seis películas.

El hobbit: Un viaje inesperado satisface al seguidor de Tolkien y vuelve a demostrar que Peter Jackson es la persona idónea para esta aventura que acaba de comenzar.

También te puede interesar

9 comentarios sobre “‘El hobbit: Un viaje inesperado’: La decepción no existe en la Tierra Media, pero tampoco la sorpresa

  • el 12 diciembre, 2012 a las 5:36 pm
    Permalink

    Uf, qué ganas. Este domingo iré a verla.
    Qué tal el tema de los famosos 48 fms? Se aprecia? Te mareas? O al final todo se queda en nada?
    Y otra cosa que me interesa. Se nota que la historia es mucho más infantil que ESDLA?

    Respuesta
  • el 13 diciembre, 2012 a las 8:42 am
    Permalink

    Buff, creo que el comentarista de este blog no es muy fan de Peter Jackson.

    Respuesta
  • el 13 diciembre, 2012 a las 8:46 am
    Permalink

    Yo también tengo ganas de verla, Javier, y no pasará de mañana al pase de las 16h. Lástima no haber podido ir al pase de prensa con Óscar para tener dos opiniones ya.

    Fernan, me ha sorprendido los comentarios de Óscar, y realmente confío responda él luego aquí, pero sí que era fan de la saga original. Yo veré la película mañana para completar críticas en el blog.

    Respuesta
  • el 13 diciembre, 2012 a las 9:42 am
    Permalink

    ¿Por qué lo decís? Yo tras leer la crítica de Óscar saco todo lo contrario. Es más, acaba diciendo que quién mejor para continuar esta saga que el propio Jackson.
    No me ha dado la sensación de ser una crítica negativa, ni mucho menos.

    A ver si se pasa Óscar y me puede responder a las preguntas que dejé en mi primer comentario. Y nos darás tus impresiones David cuando la veas.

    PD: yo no pude pillar entradas para antes. los cines aquí en Madrid estaban ya a reventar para el viernes y sábado. Suerte que pude coger para el domingo. xD

    Respuesta
  • el 14 diciembre, 2012 a las 10:35 pm
    Permalink

    Pues Óscar no se pasa por aquí… David, pudiste verla ya? Casi todo lo que están saliendo son críticas buenas, pero no me acaba de quedar claro las dos cosas que puse en mi primer comentario.

    Respuesta
  • el 15 diciembre, 2012 a las 9:11 am
    Permalink

    Por motivos ajenos a mí no pude acudir ayer a verla, e iré esta tarde, así que mañana podré tener crítica.

    Óscar aparecerá hoy por aquí, que tiene deberes pendientes 😉

    Respuesta
  • el 15 diciembre, 2012 a las 10:24 am
    Permalink

    Por alusiones:

    El pase al que fui fue en 24 fps, por lo que no puedo opinar de los famosos 48. Aunque hay otros espectadores que han criticado un borroso 3D, yo no lo he apreciado como tal.

    No parece que la historia sea más infantil, aunque el libro sí esté escrito para niños. Está al mismo nivel que El señor de los anillos, quizás un poco más "suave", pero poco más.

    Y sí que me gusta el trabajo de Peter Jackson, tiene un estilo muy personal que sabe transmitir muy bien en el guión y en la dirección.

    Lamento haber transmitido una sensación de negatividad, pero El hobbit es altamente recomendable para los seguidores de la saga.

    Respuesta
  • el 16 diciembre, 2012 a las 1:49 am
    Permalink

    Por fin entro a comentar después de haber podido verla de las dos maneras. Lamento decir que yo tras leer el titulo también pensé que la critica era más negativa que positiva, pero no quise leer mucho más para ir al cine sin ninguna opinión de nada!
    … hay quienes critican que es más de "lo mismo" pero ¿no es más de lo mismo las multiples continuaciones de sagas a las que nos tienen ya acostumbrados?.

    Esperaba esta película desde hace tiempo pero iba preparada para encontrarme lo peor, y eso que soy gran seguidora de la literatura de Tolkien. Pero habían dicho tantas cosas: es infantil, no tiene acción, es imposible sacar de ese libro tres peliculas, lo ha hecho para recaudar, ayer tras verla incluso tuve que aguantar algún "tiene escenas cómicas que sobran" o "no sale sangre". (evidentemente el libro tiene un toque más infantil, tiene acción, puede sacar las peliculas que quiera de ese libro, igual que sacó alguna hora de varias páginas en la anterior saga, y puede recaudar todo lo que quiera porque lo merece… )

    Ayer la vi en 3D. Simplemente con la aparición de Bilbo y esa primera gran frase volví a casa. Y la acertada utilización de la misma banda sonora que la primera trilogía solo me hizo sentir más en casa aún. Largo el prologo, pero un regalo para todos.
    Y después una escena me fue llevando a otra, me encantó, y desde la cena contada tan detalladamente supe que si, que era un acierto dividir la historia en tres partes, que Jackson nunca sería capaz de destrozar una obra de Tolkien. Y acción, bueno, no tiene la acción que tiene El Retorno del Rey pero yéndonos atrás, me ha entretenido bastante más que la primera parte de la anterior trilogía, para mí La comunidad fue bastante más simple que este viaje inesperado.
    Serkis brillante. Ian … que decir de él.
    El 3D ni fu ni fa. Estaba ahí pero no sabía hasta que punto me había gustado que estuviera ahí.

    Ahhh… hasta que hoy la vi de nuevo en el cine, esta vez normal. Y si, buen 3D, los famosos 48 se echan de menos. Mucho. Para mi merece la pena pagar un euro de más por verla en 3D, se lo merece.

    Respuesta
  • el 16 diciembre, 2012 a las 7:27 pm
    Permalink

    Una vez vista… totalmente de acuerdo con Uve. Es una gozada estar cada uno de los segundos en la Tierra Media de la mano de Peter Jackson.
    Eso sí, hay algún detalle muy forzado y que se nota metido con calzador.

    Respuesta

Deja un comentario