Crítica de ’Predator: La presa (Prey)’: Un soplo de aire fresco para la saga – Disney Plus

Las críticas de David Pérez «Davicine»:
Predator: La presa (Prey)

Ambientada en la Nación Comanche de hace 300 años, esta es la historia de Naru, una feroz y hábil guerrera, criada a la sombra de los legendarios cazadores que recorrieron las Grandes Llanuras. Cuando el peligro amenaza su campamento, ella parte para proteger a su pueblo. La presa que acecha resulta ser un depredador alienígena muy evolucionado con un arsenal técnicamente muy avanzado. Dirigida por Dan Trachtenberg, Predator: La presa (Prey) está protagonizada por Amber Midthunder, Michelle Thrush, Stefany Mathias, Mike Paterson, Dakota Beavers y Stormee Kipp. La película se estrena en Disney Plus el 5 de agosto de 2022.

Un giro acertado y alejado a la saga

Muchos cinéfilos puristas quizás pongan el grito en el cielo por el mensaje tan moderno de #MeToo que tiene la película, especialmente teniendo en cuenta que estamos en 1719, pero estos mismos verán normal que un cazador del espacio llegue a la Tierra para cazar a los depredadores más mortíferos de nuestro planeta. Puede que por mantener la intriga previa con la promoción, o por separarla algo de la saga por esos fans, esta nueva película tiene como título original Prey y no haga referencia a Predator (aunque en España si que se llama Predator: La presa).

Los responsables de Disney tenían entre manos la difícil tarea de vender una película a modo de precuela de Predator que se alejaba completamente de la historia original que mostraba el enfrentamiento entre los héroes de acción típicos de los 80 y 90, esos hombres musculosos que plantaban cara a cualquier tipo de rival, con una bestia sin igual, para cambiar el protagonista por una joven adolescente, y que los fans de siempre acudieran a verla. Pero también está el caso contrario, y es que muchos de los que sí que acudirían a ver una aventura de una joven fuerte que planta cara a la sociedad patriarcal quizás no la vieran si en la promoción se dejaba claro que su trama provenía de la historia empapada de testosterona que está en la memoria de casi todos gracias a la imagen inolvidable de Arnold Schwarzenegger. El resultado, independientemente del título, es satisfactorio para los dos grupos tan distintos de espectadores.

Una joven contra todos, literalmente

Predator: La presa tiene mucho que contar de una época en la que los comanches no lo pasaban precisamente bien, pero no aprovecha en exceso los problemas diarios de esta tribu, sino que se centran claramente en Naru, esta joven guerrera (en todos los sentidos) que quiere cazar junto a los hombres de la tribu y ganarse el rango de cazadora, pero lo tiene difícil en una sociedad en la que las mujeres no estaban tan integradas.

Aunque hasta la fecha casi siempre hemos tenido nombres conocidos como reclamo de la saga Predator como Arnold Schwarzenegger, Danny Glover o Adrien Brody, de lo que no hay duda es que Amber Midthunder es, por méritos propios, una verdadera heroína de acción, y nos creemos desde el principio sus habilidades físicas y el pensamiento rápido de su personaje, por lo que si nos dejamos llevar por su historia, disfrutaremos plenamente de este combate a muerte entre la joven futura cazadora y el cazador más letal de nuestra galaxia.

Más paisajes reales que efectos especiales

Igual de importante es el reparto y la historia como los efectos especiales en una película de este tipo, y la saga se ha caracterizado siempre por intentar estar a la vanguardia de los efectos especiales. Todavía recuerdo con agrado la sorpresa que me llevé al ver por primera vez el camuflaje de este cazador en su aventura en 1987, con unos efectos digitales sorprendentes para esa época. En 2022 se espera que todo luzca creíble pero también impactante, y el hecho de no ir a cines puede haber provocado que en algunos momentos luzca un CGI poco convincente, pero teniendo claro que ha ido directa a televisión, el resultado es más que efectivo.

Curiosamente, esta película parece excesivamente luminosa para una entrega de Predator, pero Dan Trachtenberg y su director de fotografía Jeff Cutter han sabido exprimir al máximo los idílicos paisajes donde se han rodado para que los maravillosos fondos naturales no fuercen en exceso que estamos ante una película de ciencia ficción histórica, sino ante un enfrentamiento por la supervivencia de una joven y toda su tribu.

Predator: La presa supera las bajas expectativas que podríamos tener de una quinta entrega de una franquicia algo quemada, y una vez empieza la acción no podemos dejar de animar a la joven cazadora para que acabe con este letal guerrero del espacio, siendo un auténtico soplo de aire fresco para la saga, con un más que acertado contraste entre las armas arcaicas y el armamento futurista. Definitivamente, la película funciona bien tanto para los fans de la acción de los ochenta como para los que se han criado con otras películas de acción como Los juegos del hambre, aunque con una dosis extra de sangre.


¿Qué te ha parecido la película Predator: La presa?

Predator: La presa

7.2

Puntuación

7.2/10

David Pérez "Davicine"

Informático de profesión, cinéfilo de afición. Bloguero, tuitero y todo lo que me permita comunicarme. En mis ratos libres escribo en esta web, y me dejo ver en RTVCyL. Twitter e IG: @davicine79.

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
A %d blogueros les gusta esto: