Crítica de ‘Tres anuncios en las afueras’: Merecedora de casi todo

Las críticas de Fernando Quintero: Tres anuncios en las afueras

Ha sido la película que se ha llevado el pelotazo en los Globos de Oro de este año y, dejando este detalle a un lado, Tres anuncios en las afueras me parecía una película que había que ver. Voy a decir lo que he dicho a todo el mundo: Tres anuncios en las afueras es muy muy buena, pero no es impresionante. Lo que pasa es que ha tenido muy buena acogida por todo el tema que está aconteciendo en Hollywood durante los últimos meses, pero vamos a situarnos.

La historia gira en torno a un crimen que conmocionó a un pueblo hace un año y que el mismo parece haberse olvidado por todos sus habitantes, menos Mildred Hayes (Frances McDormand), que quiere que el caso se resuelva de una vez por todas y lo hace atacando a quienes considera responsables de no haber atrapado al asesino de su hija: la policía. La estrategia de Mildred es colocar tres anuncios en las tres vallas publicitarias que se encuentran cerca de su casa y que no dejarán indiferente a nadie.

Echo mucho de menos los guiones originales que salgan de la mente de los guionistas, y por esto mismo Tres anuncios en las afueras me parece una de las mejores películas para empezar el año. A pesar de parecer una historia simple, de la trama principal brotan subtramas que la engloban y que consiguen complementarla a la perfección. 

Esta película traerá discusiones entre las personas que la hayan visto, pues no es del gusto de todos. Incluso su final, que parece simple a primera vista, dará que hablar y que debatir. Si algunos esperaban más comedia en Tres anuncios en las afueras, yo lo que esperaba era más drama. Un poco más de tensión, pues tiene unos puntos de comedia muy fuertes para ser una historia tan seria como puede ser lo sucedido a una adolescente.

Pero hablemos de lo importante para quienes consideran transcendente los premios. Recordemos que Frances McDormand y Sam Rockwell han ganado sendos Globos de Oro por sus interpretaciones en la película, sin olvidar que Tres anuncios en las afueras ha sido galardonada en los mismos premios en las secciones de Mejor película dramática y Mejor guión. En cuanto a la interpretación de los actores, me esperaba más. Frances McDormand tiene un papel nada fácil. Su personaje está enmascarado de ironía y sarcasmo que le sirve para que su “asco de vida” sea más llevadero y esto mismo es lo que ha conseguido mostrar la actriz con su actuación. Realmente parece que ha perdido a una hija. En este caso, veo justo que se haya llevado el premio, sin embargo Sam Rockwell… Lo siento, Rockwell siempre será para mi Billy el niño de La milla verde. Ese fue el papel de su vida y aquí no parece que haga gran cosa. No es que no haga bien su interpretación, lo que pasa es que hace una buena interpretación de un personaje normal, siendo quizá lo más destacable su parecido con Norman Bates. Por otra parte, Woody Harrelson tiene mucho peso en la trama de la película, aunque me parece de lo más curioso que cuanto más peso tiene, es cuando menos aparece, por lo que resulta un poco dudosa su presencia. Entre el resto de secundarios se encuentra Peter Dinklage, del que no voy hablar porque me parece su aparición intranscendental. Un actor que si resalta, no por encima de los protagonistas, pero si en términos generales, es Caleb Landry Jones, quien tiene un papel difícil de interpretar, pues da vida a alguien que acaba de conseguir un nuevo poder sobre el resto de los personajes, pero que a su vez es intimidado por todos ellos, aunque se muestra firme en sus decisiones. Este actor tiene doble presencia en los premios de este año, ya que también es uno de los secundarios protagonistas de Déjame salir.

Tres anuncios en las afueras se ha convertido en una clara favorita para liderar las nominaciones importantes de los Oscars de este año, por lo que creo que es merecedora de aprovechar para ir a verla ahora que la distribuidora nos ha traído una de las películas importantes antes de la gala de los Oscars. Animo que vayan a verla a todos aquellos que quieran alejarse del croma y de las historias redundantes que estamos viendo durante estos años, pues luego hay quienes se quejan que las películas que hay en el cine no son originales y parece que veamos las mismas historias con otros personajes. Queda claro que Tres anuncios a las afueras no es para nada así.

También te puede interesar

Deja un comentario