El cine por dentro: Cuando la mofa en el cine causa la ofensa política

Con todo el revuelo que se está llevando a cabo por la cancelación de The Interview, los ciberataques hacia Sony Pictures, la lucha verbal y acusaciones entre los gobiernos de Estados Unidos y Corea del norte, nos olvidamos que el cine siempre ha castigado a los máximos mandatarios del mundo, sea ya de manera humillante o incluso llegando a acabar con la vida de éstos en algunas producciones. Hoy veremos algunos casos en los que directores y actores se mofaban de estos mandatarios.

El cine y la televisión siempre han servido como medio de expresarse por parte de todos los actores y directores mostrando sus ideas y no siendo censuradas en ningún momento. Por suerte, estos medios consiguen no ser censurados en muchos de los casos y permiten que los responsables de las películas o las series expresen de manera libre sus ideologías.

La Segunda Guerra Mundial fue uno de los hechos terroríficos más atroces que ha vivido el planeta, todo ello comandado por Adolf Hitler. Hubo grandes reproches hacia su figura, como el famoso sketch del Pato Donald o, quizá el más famoso, la película de El Gran Dictador protagonizada por Charlie Chaplin y que incluso se dice que fue proyectada en privado para el propio Hitler llegando a gustarle.
El humor siempre fue la manera más atrevida de criticar a un máximo mandatario y ésto ya lo supo unos de los grandes referentes del “humor absurdo”, llevándolo a la práctica en películas como Agárralo como puedas donde se enfrentaba a lideres que eran considerados “enemigos” de Estados Unidos, aunque una de las películas donde más se mofan de uno de ellos fue Hot Shots 2, siendo Sadam Husein una mofa constante.

Husein fue un filón para muchos de los directores que querían ofrecer una burla de algún mandatario que estuviera en contra de la política estadounidense, como bien se pudo ver en la película de los hermanos Coen El Gran Lebowski, donde se le veía caracterizado como un dependiente de una bolera. Aunque sin duda, la mayor burla hacia su figura fue sin duda en South Park: Más grande, más largo y sin cortes, donde se le veía como el gran dominante del mundo, incluso por encima del mismo Satán.
Matt Stone y Trey Parker, no bastándole con criticar, humillar y matar a Sadam Husein, hicieron lo propio con Kim Jong-il en Team América: La policía del mundo, siendo el caso más similar al que estamos viviendo con The Interview. Precisamente la película de los creadores de South Park iba a ser proyectada en algunos cines de Estados Unidos, llegando a ser cancelada por las amenazas y posibles represalias de Corea del Norte.


Aunque muchos de los líderes de Estados Unidos no se libran de ser expuestos a las risas del público y actualmente gran parte de culpa la tiene Seth MacFarlane, quien ha criticado fuertemente a ex-presidentes como Bill Clinton o George Bush, tachándoles de mujeriegos y consumidores de drogas e incluso usando la muerte de otros para realizar uno de sus famosos sketches.

No hay que irse muy lejos para que la crítica a altos mandatarios se haga viral. En España siempre se han machacado a los políticos e incluso a figuras de la realeza en programas de televisión como en Las noticias del guiñol de Canal + o más recientemente La que se avecina, donde siempre que pueden critican el sistema político actual, dándoles igual que sean de izquierda o de derechas, no olvidando programas como APM o Vaya semanita.

También te puede interesar

Deja un comentario