Crítica de ‘Lobezno inmortal’: Logan se regenera de ‘Orígenes’ y ‘X Men 3’

Las críticas de Carlos Cuesta: Lobezno inmortal

El parecido físico de Hugh Jackman con Lobezno (Logan) le ha servido para lograr su plena identificación, pero su carisma y su prestancia son lo que le han permitido dotarlo de alma en sus adaptaciones al cine. En Lobezno Inmortal el actor australiano recupera este papel y se “regenera”, a mi juicio, de las malas sensaciones dejadas por X Men Orígenes: Lobezno y X Men: La decisión final. Creo que la película no tiene la consistencia ni el valor de las dos primeras de la franquicia en las que participó con este personaje pero sí conserva ese punto de emoción de una película de acción entretenida sin más pretensiones.

En esta ocasión la historia nos transporta a una parte importante del pasado de Logan durante el Japón de la II Guerra Mundial y a las consecuencias que sus actos tendrán en el futuro. Un nativo al que salvó la vida durante la explosión atómica de Nagasaki está a punto de fallecer y ha enviado a una persona para buscarlo, décadas después, para poder despedirse de él. En todo este tiempo ha fundado el mayor imperio industrial de Asia y no sólo pretende decir adiós al mutante al que tanto admiró y envidió: asegura que puede concederle el don de la mortalidad, arrebatar a Lobezno el poder de regeneración que le hace prácticamente indestructible. Lobezno se niega por la carga que supondría traspasarle lo que él considera una maldición y Yashida fallece durante la estancia del mutante en Japón.

Este relato es una aventura solitaria de Lobezno en el exótico Japón con tremendos y peligrosos encuentros que le permitirán seguir adelante con su vida y que no ahonda en la épica trascendente sobre la confrontación entre humanos y mutantes, aunque sí trata la obsesión de Yashida (Hal Yamanouchi), el antiguo amigo de Logan, por los abrumadores poderes de Lobezno.

La película tiene ciertas lagunas y excesos que se le pueden perdonar a una película de este tipo y tiene un comienzo un tanto pesado en el que es difícil ubicarse pero coge calor con las intrigas de una saga familiar en plena crisis por la muerte de su líder y por la confusión que le genera a Lobezno perder su poder y enfrentarse a los peligros con posibilidad de morir. Esto es debido a que durante la primera noche de su estancia en Tokyo recibirá la visita de una venenosa mutante (Svetlana Khodchenkova) que le arrebatará misteriosamente esa capacidad, pero él dudará de si todo ha sido una alucinación. Lobezno deberá entonces descubrir quién es quién en la familia mientras su moral y su valor le obligan a defender de los Yakuza y de su propia familia a la heredera del grupo Yashida, la joven Mariko (Tao Okamoto). El juego de confusas lealtadas y de moralidades grises difíciles de juzgar hacen de Lobezno Inmortal (dirigida por James Mangold) algo más interesante que una mera sucesión de combates y efectos especiales.

La identificación del protagonista como un ronin errante a lo largo de las épocas casa muy bien con el carácter y la impronta de Logan y se fusiona de forma excitante y armónica con una imagen idealizada del Japón a caballo entre la vanguardia tecnológica y el espíritu ancestral de los samurai. Las peleas a garrazos contra katanas me parecen fantásticas y el poderío del personaje a la hora de demostrar su salvaje contundencia es toda una liberación de adrenalina. Pero el colofón, el combate final cuyos artífices no debo desvelar por si alguien los desconoce, es realmente sobrecogedor y un clímax digno de una película como esta.

No soy objetivo, lo reconozco. Aunque nunca fui lector de los cómics de X-Men conozco por referencias a los personajes y Lobezno es uno de mis favoritos. A ello se suma mi pasión por Japón. Eso no me impide decir que hay escenas de esta película que hay que mirar con buenos ojos para no considerarlas un poco ridículas; además el desarrollo de los personajes es escaso; muchos de ellos no llegan a tener profundidad alguna y son meros clichés. Una verdadera pena por ejemplo en el caso de Shingen (Hiroyuki Sanada interpreta al infame padre de Mariko) que participa en un sensacional duelo a muerte contra Lobezno que te levanta de la butaca. En ese sentido, el romance entre Mariko y Logan queda un tanto forzado aunque se justifica en parte por el deseo del mutante de olvidar a Jean Grey (Famke Janssen), la mujer a la que amaba.

Lamento que la codicia de algunas producciones y la velocidad a la que se estrenan actualmente estos títulos que adaptan cómics arrojen a la pantalla películas que decepcionan al público que sigue las obras originales. El mundo de Marvel tiene grandes historias y personajes que en ocasiones en el cine llegan a ser indignos. X Men Orígenes: Lobezno fue una manera de volver loca a la gente con la línea temporal que seguía la historia hasta el momento; la bochornosa y carente de estilo X Men 3 culmina con la muerte de uno de los personajes claves de la saga y motiva la presente Lobezno Inmortal, que es un nexo elegante que permite mantener vivo el interés de los espectadores de cara al próximo estreno y coloca a Logan de nuevo en circulación.

Estaría bien que a partir de ahora las productores se plantearan que no todo vale y sacaran sólo las historias que tengan un mínimo de calidad. Lobezno Inmortal no es fantástica pero es divertida y a ratos emocionante, lo que se le puede pedir a este tipo de cine. Pero incluso el cine de superhéroes, por muy comercial que sea, también requiere buen gusto, coherencia y talento para no defraudar.

También te puede interesar

2 comentarios sobre “Crítica de ‘Lobezno inmortal’: Logan se regenera de ‘Orígenes’ y ‘X Men 3’

  • el 31 julio, 2013 a las 1:24 am
    Permalink

    Una muy buena critica. Pero esas última parte donde dices: buen gusto, coherencia y talento para no defraudar… dan mucho de que hablar, destacando sobre todas ellas la palabra "COHERENCIA". Ya no hablo de seguir fielmente la historia original de los cómics, ni mucho menos, ya me elevo a la mera superficialidad de las películas y en concreto me remonto a la llamemos "zapeable" "X-Men 3: La decisión final"

    (SPOILER ALERT)

    donde vimos la muy sentida muerte del Profesor X también conocido como Charles Xavier, TODOS los que vimos esa pelicula vimos como los incontrolables poderes mentales de Phoenix desintegraba el cuerpo de ese personaje… como contenido extra después de los créditos vemos como la consciencia y la mente del Profesor X son tranferidos a una persona en estado terminal a la que hace referencia en una de sus clases, por lo que de este modo Charles Xavier como tal no muere pues digamos se ha re-encaranado en otra persona…

    Hace escasas 2 horas que salí de la sala de cine de ver "X-Men: Lobezo Inmortal" y podría pulir muchos detalles de la historia pero no soy nadie aquí como para competir con una critica como la escrita más arriba. Me voy a centrar sólo en la escena post-créditos dónde y haciendo referencia a lo anteriormente escrito sobre Charles Xavier y estando seguros de que el presente de la pelicula "X-Men: Lobezno Inmortal" transcurre x tiempo después de la 3ª de la saga (La Decisión Final),

    (SPOILER ALERT)

    que alguien me explique porque sale el Profesor X en su característica silla de ruedas con su cuerpo años atrás desintegrado, tan tranquilo y suelta la frase: "como te dije hace ya mucho tiempo, tú no eres el único con poderes"… Y así amigos es como se explica todo, una frase épica al final para dejarte con ese regusto a "quiero más pero no así… así no se hacen las cosas" (todo ese regustazo te deja en la boca, para que lo rumies durante semanas) y la coherencia que brillaba por su ausencia (tanto que hasta cegaba) en prácticamente todo el film se desvanezca haciendo que el espectador con poca o ninguna noción de lo que llevaba visionado durante 118 minutos, salga de la sala aplaudiendo y con ganas de ver "X-men: Lobezno Inmortal 2", palabras textuales que tuve la descracia de escuchar no dando crédito… Gracias por todo, un placer, industria cinematográfica de Hollywood, atentamente un fiel seguidor de Lobezno y de los cómics originales de los X-men.

    "El hombre es un lobo para el hombre"
    -Thomas Hobbes

    P.D.: con esta cita de Thomas Hobbes (nunca mejor traída) que hace referencia al egoísmo del hombre quiero añadir como última puntualización esa misma palabra al final de la critica original: "el cine de superhéroes, por muy comercial que sea, también requiere buen gusto, coherencia y talento para no defraudar." y menos egoísmo por parte de las industrias de cine que sólo quieren ganar dinero sin respetar los detalles en las historias… el respeto a los creadores originales eso se necesita para no defraudar.

    Respuesta
  • el 11 agosto, 2013 a las 12:31 am
    Permalink

    La escena post creditos es para enlazar con X-MEN:Days of future past. No con lobezno inmortal 2.

    Respuesta

Deja un comentario