‘Immortals’: Una previsible, pero efectista, nueva adoración al culturismo griego

Las críticas de Óscar M.: Immortals
Immortals llega para recoger el legado de 300 y Furia de titanes y preparar el camino para su correspondientes secuelas. Inspirada levemente en el mito griego, cuenta la historia de Teseo, aunque se desvía por el camino del mito del arco de Epiro, siendo la historia original de Teseo una mera anécdota dentro del argumento.
Tarsem Singh ha construido una película fiel a su estilo y a su originalidad visual (todo el diseño de producción recuerda a La celda o a The fall, sus anteriores películas). La opulencia de los decorados y el vestuario destaca sobre los ambientes sobrios y espartanos que pueblan la película.

La exquisita elección de éstos convierten a la película en una maravilla visual, como ya lo eran sus anteriores películas, independientemente del argumento. Los dorados, las figuras, las máscaras y el barroquismo de las escenas maravillarán al espectador y lo introducirán de lleno en la época en la que se ambienta la trama.
Aunque la historia sea, en parte, original del guión, éste es suficientemente previsible como para no sorprender al espectador en ningún momento. La película está llena de tópicos griegos sobre la venganza, el castigo y el sufrimiento de los humanos (y de los dioses) en la Tierra.
A pesar de ésto, la película es entretenida, “palomitera” y, aunque pretenciosa (por el intento de espectacularidad de algunas escenas), no deja de ser un mero entretenimiento superfluo, como ya lo eran sus predecesoras, donde se idolatra al músculo y al abdominal perfecto y convenientemente untado con sangre y aceite.
Immortals invita a la masturbación visual desde el punto de vista decorativo y al onanismo homoerótico mientras se admiran los esculturales cuerpos masculinos que libran sus batallas a vida o muerte. La excitación (tanto visual como cárnica) alcanza límites sólo superados por los desnudos traseros de los guerreros de 300.
La música de Trevor Morris carece, en su mayor parte, de personalidad e imita a la perfección la composición de Howard Shore para La celda, mezclado con el Tyler Bates de 300 y el Hans Zimmer de Gladiator. Aunque es acorde con la temática de la película y no desentona, se echa en falta más originalidad por parte del compositor.
Aunque ésta no es una película donde importen las interpretaciones de los actores, hay que destacar a John Hurt (haciendo el mismo papel que ya hacía en la miniserie El cuentacuentos, en 1988) y el increíble trabajo físico que ha desarrollado Henry Cavill para ganarse su papel en la nueva adaptación de Superman. También son destacables los anecdóticos (y poco explotados) personajes interpretados por Kellan Lutz (sin una sola palabra en todo el guión) o los, inexplicablemente, relevantes personajes de Stephen Dorff o Isabel Lucas.
La película transmite, desafortunadamente, un intento de aglutinar gran cantidad de mitología en una duración realmente extensa (casi llega a las dos horas), pero se queda en una mera presentación de personajes y situaciones, dejando cabos sueltos y tramas sin concluir; de cara a una posible secuela (que no tardará en llegar si sus hermanas mayores obtienen resultados en taquilla).
El efecto 3D vuelve a brillar por su nula necesidad o su inexistente implicación en el argumento (a excepción de una leve salpicadura de sangre) y sólo será válido para la recaudación del importe necesario por el préstamo de gafas por parte de los cines.
Puede que Immortals no vaya a ser la película del año (ni de la década), pero ha abierto una puerta y Tarsem Singh debería ocuparse de la producción de la (necesaria) adaptación al cine de la serie de televisión Dragones y Mazmorras (como muestra: el arco de Epiro).

También te puede interesar

6 comentarios sobre “‘Immortals’: Una previsible, pero efectista, nueva adoración al culturismo griego

  • el 19 diciembre, 2011 a las 5:06 pm
    Permalink

    "Immortals invita a la masturbación visual desde el punto de vista decorativo y al onanismo homoerótico mientras se admiran los esculturales cuerpos masculinos que libran sus batallas a vida o muerte. La excitación (tanto visual como cárnica) alcanza límites sólo superados por los desnudos traseros de los guerreros de 300." —————¡qué grande! me hubiera gustado firmar esto.
    Sin ver la película y leyendo esta crónica he de decir que saco una conclusión perfectamente estructurada de lo que va a ser. No me sorprende en absoluto.
    Por cierto. John Hurt: uno de esos actores que es presuntamente un crack, pero que salvo en su minúsculo papel de Alien, no encuentro ni una razón para apreciarlo.

    Respuesta
  • el 26 diciembre, 2011 a las 9:32 pm
    Permalink

    A mí esta película me parece un insulto al público que paga unos 7 euros para verla.

    Arengas nada creíbles; fallos en un guión que no respeta ni la más mínima lógica interna del relato; escasa presencia de lo que interesa, de los dioses; los titanes parecen masillas de los Power Rangers.

    Lo siento, pero es decepcionante, pesada como pocas y no sabe repartir la acción en el metraje de la película; buen intento con el diseño de los trajes de los dioses, pero considero que un intento errado pese a todo; la primera escena promete, pero con los dos primeros minutos ya sabes que entrar en la sala ha sido un gran error. Lo siento de verdad, pero es así desde mi punto de vista y desde el de las tres personas que tenía a mi lado.

    Respuesta
  • el 27 diciembre, 2011 a las 11:27 pm
    Permalink

    Próximamente iré a verla, no me gustan los "gachós", así que esté tranquilo el de delante que no le salpicaré con leche demipalo virtual, jajaja. Solo pretendo pasar 90 minutos entretenidos cuando voy al cine y espero que con esta película lo consiga. Es lo que tiene la industria americana, tienen el horno funcionando las 24 horas del día y hay que hacer bollos como sea para que la máquina no se pare.

    Respuesta
  • el 2 julio, 2014 a las 2:48 am
    Permalink

    seamos sinceros la pelicula es una mierda, lo unico bueno que tiene es cuando. el oraculo se quita la bata,,hubiera estado interesante que saliera d la pantalla ( q no lo creo xq no es 3D. ni una polla en vinagre, x muxo q lo digan ellos ajaj ) y t hiciera una mamada en fin una mierda como. una casa d grande, hacedme caso. hermosos no os gasteis 6 pavos xq lo unico q vais a disfrutad son las putas palomitas ala a cascarla tarsem

    Respuesta
  • el 2 julio, 2014 a las 2:50 am
    Permalink

    hola a todos. pelicula del monton para pasar un buen rato eso es todos que dejen d intentar emular a la mitica e inalcancable 300 xq ni la secuela de esta misma a podido superar a la peimera jaja

    Respuesta

Deja un comentario