‘Asesinos de Elite’: Sorprendente película de acción

Las críticas de José A. Murillo: Asesinos de Elite

Asesinos de Elite trata de tres antiguos miembros de las fuerzas especiales que son contratados por un jeque árabe para matar a los tres miembros del SAS (Servicio Especial Aéreo británico) responsables de la muerte de tres de sus hijos durante unos disturbios en Omán diez años atrás. Dos de ellos aceptan por dinero, mientras que el tercero (Jason Statham) lo hace para salvar la vida de un amigo. Pero llevar a cabo tan peligrosa misión no será nada fácil, pues además de ser profesionales, están protegidos por una organización formada por antiguos miembros del SAS.

Gary McKendry, realizador del corto Everything in This Country Must por el que fue nominado al Oscar en el año 2005, se estrena con este largometraje, y con un buen resultado. El filme transcurre sin descanso, con una trama muy elaborada y contada con seriedad, nada que ver a lo que nos tiene acostumbrados Jason Statham, aunque en algún momento no falte algo trepidante para lucimiento del actor. La película nos cuenta una historia aparentemente basada en hechos reales, permitiéndose alguna que otra licencia, con el único objetivo de hacerla más entretenida.

La fotografía característica de las películas de los años 70, como Munich o la últimamente vista La Deuda, nos envuelve perfectamente en aquella época. La banda sonora está muy metida en la película, creando unos momentos de mucha tensión.

Jason Statham está a la altura de sus trabajos anteriores, pero se le ha de agradecer el haber apostado aquí por un papel más serio, un poco más elaborado, y a pesar de que le falta mucho para la perfección, debería deleitarnos con unos personajes de una mayor profundidad.

De Clive Owen que puedo decir, todo lo contrario, que desarrolla a la perfección sus personajes, está genial a la altura, creando un personaje muy oscuro, y que oculta un pasado que, por lo desconocido, asusta. Sin embargo no deja de lado la acción, y proporciona la seriedad necesaria sin entrar en una vulgar película de acción, dando un empaque como ningún otro, no me cansaré de decir “qué gran James Bond nos hemos perdido”.

Especial mención a Dominic Purcell, un actor que no he visto mucho (soy poco dado a las series TV), y que sin ser excepcional resuelve muy bien sus interpretaciones, y en esta ocasión para ser un papel secundario está excepcional.

De Robert de Niro que puedo decir que no se haya dicho ya, que para la edad que tiene no lo hace nada mal. Pero creo que al igual que Al Pacino no se esfuerza lo más mínimo en desarrollar sus personajes y cada vez les veo trabajar con más desgana, utilizando su nombre en cartel como reclamo para la taquilla, e importándoles más bien poco el resultado.

Yvonne Strahovski haciendo un papel donde lucirse más bien poco, hace lo que puede, pero es un papel de tan poca envergadura, que me resulta difícil de valorar. También tenemos a Adewale Akinnuoye-Agbaje en un papel nada convincente y muy poco elaborado.

Por lo tanto Asesinos de Elite es una película muy recomendable, tanto para los amantes del cine de acción y seguidores de Statham, como para aquellos que buscan “algo más que acción” en las películas, donde a pesar de no ser una obra maestra, el resultado es muy satisfactorio.

También te puede interesar

Deja un comentario