55 SEMINCI: Sexta Jornada (II). ‘Matar a un abejorro’, un disparatado corto sobre la muerte

Las críticas de David P. “Davicine”: Laharog Dvorah (Matar a un abejorro)

Intenso y divertido corto que en tan sólo 7 minutos nos deleita con una historia pintoresca, cargada de violencia, pero desde un punto de vista tan disparatado que logra hacernos sonreir, algo muy difícil dentro de este tipo de trama.
Tal Granit y Sharon Maymon dirigen este corto israelí en el que nos presenta a dos cazadores que, por un descuido, asesinan a un transeunte en medio del bosque. Lo que podría haberse resuelto con una simple llamada se convierte en una sucesión de “problemas” que les surgen para ocultar dicho asesinato.

Rami Heuberger y Dvir Benedeck, quienes dan vida a los cazadores, cumplen perfectamente con su función, haciéndoles ver como personas normales, incapaces de matar una mosca (o sí), donde nos muestran claramente que ellos son cazadores pero no asesinos, algo muy distinto, y que no desean verse metidos en una situación de la que saben tendrá graves consecuencias. Curiosamente, nos ponemos en la piel de ellos, pero en ningún momento nos ponemos a reflexionar en la pena de la familia del pobre asesinado, quien no tiene más repercusión en la historia que la de ser el mero desencadenante de todo.
Realmente nos permite ponernos en la piel de ambos cazadores, que pueden ver sus vidas destrozadas por la carcel por algo que ha sido una mera casualidad, una mera coincidencia. Una verdadera reflexión sobre la vida, la amistad y el poder del miedo, que nos abre las puertas de par en par a una tragicomedia para tener en el recuerdo.

También te puede interesar

Deja un comentario