Crítica de ‘La maniobra de la tortuga’: Un interesante thriller en Cádiz

Las críticas de Laura Zurita:
La maniobra de la tortuga

El inspector Manuel Bianquetti se ve forzado a aceptar un traslado a la comisaría de Cádiz. Su tranquilidad inicial se verá rota por el hallazgo del cadáver de una joven que le recordará un pasado que le atormenta. Pese a la oposición de sus superiores, Bianquetti emprenderá una cruzada solitaria para atrapar al culpable, siguiendo unas evidencias que podrían ser fruto de su imaginación. Su vecina, una frágil enfermera acosada por su expareja, parece ser la única persona que está de su lado.

La maniobra de la tortuga está dirigida por Juan Miguel del Castillo e interpretada por Natalia de Molina, Fred Tatien y Mona Martínez. La vimos en un preestreno organizado por la distribuidora, A Contracorriente Films, en colaboración con La Feria del libro de Madrid y el BCN Film Festival. La película se estrena en cines de España el 13 de mayo de 2022.

Un thriller de libro

La maniobra de la tortuga es una adaptación al cine de la obra homónima de Benito Olmo, una novela negra ambientada en Cádiz y alrededores, con el recurrente inspector Bianchetti (Fred Tatien) caído en desgracia y apartado de las calles por una tragedia familiar.

La historia que se cuenta es interesante, tanto por la presentación del caso, como por la manera en la que se van encontrando indicios y pistas. También nos llama la atención porque está inspirada en casos reales y es un crimen que le podría pasar a cualquiera, a nosotros mismos o a nuestros vecinos. Sin giros truculentos, y con una gran economía de medios, se cuenta las claves de unos crímenes y del entorno, factor clave que los hace posibles. La acción se desarrolla, además, en Cádiz, una localización original y llena de rincones encantadores.

Un drama que no cuaja

Sin embargo, aunque todos estos elementos hacen la obra atractiva, la dimensión dramática no llega a cuajar. La dirección es convencional y sin brillantez, y a veces, incluso, se antoja algo torpe. Las escenas que muestran el miedo de Cristian, por ejemplo, son más artificiosas que efectivas, y aunque bien interpretadas, saben a pastiche. Y es una pena, porque la primera obra de este director, Techo y comida, dio a conocer a un autor con mucho talento, y del que cabía esperar más.

Fred Tatien hace un gran trabajo, tanto en presencia física como en profundidad psicológica. Interpreta a un hombre encerrado en sí mismo, atormentado por su pérdida y por su impotencia, al borde del alcoholismo. Se le introduce oyendo obsesivamente lo que se intuye que es el último mensaje de su hija, y sobreviviendo al naufragio familiar. En el trabajo se enfrenta al rechazo de sus superiores, apartado de la calle y relegado a las tareas más ramplonas. El mayor sostén de la película es la empatía que despierta su personaje: un hombre fuerte y enorme, que, sin embargo, aparece vulnerable y capaz de despertar compasión y ternura.

En La maniobra de la tortuga, Natalia de Molina interpreta a Cristina, una enfermera atemorizada por llamadas de un número desconocido cuyo pasado de víctima de violencia de género se va desvelando a lo largo de la película. Natalia de Molina es una actriz talentosa y versátil. No obstante, su buen hacer no puede evitar que su personaje no esté bien aprovechado. Su historia no se termina de desarrollar correctamente y su final es abrupto e incluso anticlimático. La película habría mejorado con un mejor tratamiento de esta trama, sacándole partido, o bien obviándola y concentrándose en la historia de Manuel. Al dejarla a medio camino se rompe el desarrollo dramático de la trama principal, sin añadir gran cosa a la película.

Mención aparte merece el personaje interpretado por Mona Martínez. Es un Pepito Grillo adusto y lúcido, la voz cómica, de humor seco y frases cortas y afiladas, que nos dará ciertas claves que expliquen el comportamiento de las autoridades en el caso de la joven asesinada. Es uno de esos personajes secundarios de los que nos quedamos con ganas de saber algo más, y nos prueba que con pocos minutos (y una buena intérprete) se puede construir una persona entera.

En resumen, La maniobra de la tortuga es un thriller bien concebido y bien interpretado, aunque dirigido de forma algo convencional.


¿Qué te ha parecido la película?

La maniobra de la tortuga

5

Puntuación

5.0/10

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
A %d blogueros les gusta esto: