65 SEMINCI. Sección Oficial. Crítica de ‘Josep’: Sorprendente relato animado para una dura lección de historia

Las críticas de David Pérez “Davicine” en la 65 SEMINCI:
Josep

El descubrimiento del trabajo de Josep Bartoli, catalán exiliado en Francia en la guerra civil española, fue el punto de partida del primera largometraje como película dibujada de Aurel, dibujante de Le Monde, y segunda película en esta misma línea tras su cortometraje Octobre Noir, centrado en las manifestaciones del 17 de octubre de 1961 en París y codirigido con la guionista Florence Corre.

Aurel ha contado en esta ocasión con el guionista Jean-Louis Milesi, habitual guionista de Robert Guédiguian, y que ha demostrado de sobra hasta la fecha su capacidad de contar una historia que puede ser triste o difícil o con una trasfondo social importante, pero con humor y gran humanidad. El guion no necesita mostrarnos demasiado sobre la historia, pues confía en que conoceremos los detalles básicos de la agitación política en las décadas de 1930 y 1940, aunque completa los detalles de forma sutil.

Josep nos traslada a Febrero, 1939. Abrumado por la oleada de republicanos que huyen de la dictadura de Franco, el gobierno francés opta por confinar a los españoles en campos de concentración, en los que apenas tienen acceso a la higiene, el agua o la comida. En uno de aquellos campos, dos hombres, separados por un alambre de púas, traban amistad. Uno de ellos es Josep Bartolí, un dibujante que lucha contra el régimen de Franco.

Es lógico que Aurel se sintiera fascinado por los dibujos de Josep y cómo nos contaban la historia que vivió este artista, quien nació en Barcelona en 1910 y murió en Nueva York en 1995, pero bien podría haber muerto durante la Segunda Guerra Mundial si un oficial francés no lo hubiera ayudado. Bartoli era algo más que amigo de Frida Kahlo, y es ella la que aporta algo de color a esta historia presentada con una apagada y escasa paleta de colores.

La película rinde homenaje a Bartoli, pero sobre todo al poder del dibujo, con un estilo sobrio pero efectivo, y es que este dibujante jamás embelleció la realidad y tan sólo se dedicó a plasmarla en dibujos como un periodista lo habría hecho con palabras.

No sólo conocemos la dura vida de Josep, pues también nos lleva a una época más actual en la que nos presentan a otro joven con un don para dibujar, un adolescente francés llamado Valentin que escucha los recuerdos de su abuelo de sus experiencias como un novato gendarme encargado de custodiar un campamento para refugiados españoles en el sur de Francia. Y son sus recuerdos los que ayudarán a entrelazar las diferentes partes de una historia que surge de un sencillo pero desgarrador boceto que muestra a un hombre muerto.

La película, con una animación escasa al dejarse ver como una novela gráfica en movimiento más que como una película animada clásica, recurre en muchas ocasiones a mostrar las obras de arte auténticas del artista. Pero no podría ser una película completa si los personajes no narraran su historia, y se ha realizado un excelente trabajo de doblaje, en el que destaca Sergi López como Josep.

Josep es una dura y fascinante lección de historia, con un diseño visualmente deslumbrante, que ha sabido sacar provecho a los increíbles dibujos de Bartoli, mostrándonos el poder salvador del arte.


¿Qué te ha parecido la película?

Josep

7

Puntuación

7.0/10

David Pérez "Davicine"

Informático de profesión, cinéfilo de afición. Bloguero, tuitero y todo lo que me permita comunicarme. En mis ratos libres escribo en esta web, y me dejo ver en RTVCyL. Twitter e IG: @davicine79.

Deja un comentario (si estás conforme con nuestra Política de Privacidad)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: