Crítica de ‘Los juegos del hambre: Sinsajo – Parte 2’: Desenlace rebosante de acción

Las críticas de Óscar M.: Los juegos del hambre: Sinsajo – Parte 2
Por fin tenemos la oportunidad de ver el final de la historia de Katniss Everdeen y Los juegos del hambre, una historia que nos han alargado y estirado innecesariamente y que dejó a los espectadores con ganas de ver Sinsajo – Parte 2 y la verdadera acción tras las dos horas de la entrega anterior.
El mayor problema con el que tiene que enfrentarse esta entrega es Sinsajo – Parte 1, una accesoria entrega, obligatoria para recaudar más dinero en taquilla y que sólo sirvió para presentar a los nuevos personajes tras el rescate de la protagonista del Vasallaje de los 25 (segunda entrega de Los juegos del hambre, subtitulada En llamas), donde se confirmaba que la revolución planeaba acabar con la dictadura de Snow y atacar El Capitolio.

La habilidad de Francis Lawrence para llevar al espectador por las más de dos horas de metraje es encomiable, ya que ha conseguido una película que cierra, por fin (aunque es poco probable que sea definitivamente) todas las tramas de las cuatro películas de la saga con esta última parte donde la acción es el leymotiv de los personajes.
A pesar de esto, no faltan los típicos (e innecesarios) momentos bucólicos (como la boda o los constantes descansos del equipo) en mitad de una historia que ha sido alargada innecesariamente y que tiene como resultado la aparición más que anecdótica de algunos actores (como Gwendoline Christie o Robert Knepper, aunque este último también apareciese en la entrega anterior).
Uno de los mayores fallos de esta secuela es el “síndrome de la serie de televisión” con los secundarios, aquel personaje que sobresale o que recibe más planos, será el próximo en acabar muerto. De esta forma, asistimos a una colección de fallecimientos a cada cual más o menos elaborado, más o menos visible, pero siempre manteniendo la sangre al mínimo (hay que mantener la calificación por edades lo más baja posible).
Además, hay ciertas elipsis argumentales situadas en los mejores momentos de la trama que siempre sitúan, convenientemente, a los protagonistas en un segundo plano, como no mostrar directamente la guerra o la batalla final frente al Capitolio, algo que ha permitido que no se dispare el presupuesto abusando de los efectos digitales y concentrar la atención en los personajes y no en la propia guerra.
Jennifer Lawrence vuelve a dar muestras de su excelente interpretación (a años luz de la protagonista de la saga Divergente) y demuestra la gran elección de reparto que fue, dejando claro que ella sola es capaz de acabar con una dictadura (o dos) y ser la cabeza visible de la esta trilogía (o tetralogía).
La presencia de Phillip Seymour Hoffman es la que más morbo va a generar entre el público y está solventada de la mejor manera que era posible y, aunque seguramente habrá abuso de los medios digitales con su cara sobreimpresa en otro actor, la resolución de su historia queda bien resuelta y deja al espectador medianamente satisfecho.
En esta ocasión (y recordando el trabajo realizado en la primera parte de esta secuela), hay un uso inteligente de la música compuesta por James Newton Howard para las escenas de tensión, que llegan incluso a rozar la temática de terror (algo que no lo consiguen desarrollar del todo, por centrarse en la acción).
Los juegos del hambre: Sinsajo – Parte 2 es un satisfactorio final, coherente con las primeras entregas y que complace a los seguidores del personaje de Katniss Everdeen (por ahora, ya que se ha anunciado una precuela y una posible secuela).

También te puede interesar

2 comentarios sobre “Crítica de ‘Los juegos del hambre: Sinsajo – Parte 2’: Desenlace rebosante de acción

  • el 27 noviembre, 2015 a las 7:00 am
    Permalink

    Tienes toda la razón en el tema de la música. Es un aspecto que han hecho a medios. Me hace pensar en Sicario, que sí consigue ese efecto de terror incluso sin ser ciencia-ficcion o cine fantástico.

    Respuesta
  • el 30 noviembre, 2015 a las 7:42 pm
    Permalink

    Que dividieran la película en dos partes hizo que perdiera mucha fuerza la saga pero al menos ha hecho que se alargue la experiencia, no hay nada mejor que esperar durante 1 año para ver una película que te encanta, y ahora que se acaba te sientes un poco decepcionado.

    CONCURSO LOS JUEGOS DEL HAMBRE: SINSAJO – PARTE 2

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *